Tauromaquia

Sacedón y la Tauromaquia periférica socialista..

La terna sale a hombros en la corrida mixta celebrada este sábado en Sacedón.

Si consideramos las 9 principales localidades alcarreñas, con mas espectáculos taurinos celebrados a lo largo de las temporadas normales, durante este mandato, como son: El Casar, Brihuega, Cifuentes, Jadraque, Torija, Sacedón, Trillo, Yunquera y Almoguera; se puede observar que las 6 primeras tienen regidores del PSOE, las dos siguientes del PP y la última al alcalde más polivalente… de la política provincial. Y si ninguna de ellas, ninguna, tiene problemas para celebrar festejos en esta época de dificultades y menos en las normales; entonces en el PSOE provincial, digo yo, ¿por qué no se preguntan qué CO…sas han pasado, están pasando y van a pasar, en la capital?; pues que lo hagan, que lo hagan y muevan fichas, (por lo menos 2), pero antes de 2023... muchos lo esperan.

Así pues, vemos otro año mas, a los aficionados capitalinos, obligados a pulular por las plazas de la periferia para no perder la esperanza en esta singular idiosincrasia cultural. Y hoy 28, festividad del argelino San Agustín de Hipona, toca Sacedón… con un cartel perfectamente de feria de La Antigua, según los últimos y tristes años en Las Cruces, con el recuperado Sánchez Vara, el valiente leonés Javier Castaño, las esperanzas en Víctor Hernández, junto al interesante ganado de Polo Sáiz, en su debut de festejo mayor.

El alcarreño cumple 21 años de alternativa, e iguala así a su paisano Saleri II; hasta ahora el más longevo de los nuestros, en la historia del escalafón. Así que seguro será superado por un torero que, como él, tiene como santo y seña de su labor, la seguridad en sus modos; aunque en muy reciente pasada fecha, tuviera un feo revolcón con muy serias consecuencias, debidas en gran parte, a un grave exceso de confianza. Lo que supuso el peor incidente de su muy larga y limpia carrera profesional.

El ganado lidiado para los maestros, ha sido irreprochable en su presentación, falto de fuerzas, de noble condición, pero con poca alma, salvo el lote de Castaño; que tuvo la gran suerte de lidiar a una auténtica reproducción en 3D de los toros que en el XIX ilustraba el genial Daniel Perea para La Lidia. Un TORO, un galán, un pavo, un tío… que enamoró desde su salida al ruedo, que cumplió en varas y fue alegre en la muleta para los 35… pases que tenía; ni mas que necesitaba para saber de su calidad. Grave error del ganadero si no lo echó a una decena de vacas por razón de lo dicho. Porque señal en los lomos de haberse tentado no tenía. Ojalá, al menos, Gresca presida la sala de trofeos de la ganadería, lugar que debe ir acondicionando Álvaro Polo, si sigue esa senda.

Por el contrario, los novillos quedaron en miniatura con semejantes trapíos y se echó de menos el del festejo de Hita, que debió buscarse para, al menos, poder compensar. También su comportamiento, muy por debajo. No, no salieron como se esperaba por la afición, aunque el palco concediera al primero una sorprendente vuelta al ruedo.

Sánchez Vara, al que no vimos recuperado del todo, no tuvo enemigo en su lisiado primero y sí anduvo bullidor y valiente en el otro que le recordó en banderillas, que, al próximo par, le esperaba… hizo bien el alcarreño de Pareja, cambiando el tercio. Es muy de agradecer su presencia en Sacedón y su profesionalidad. Que se recupere del todo es el deseo de la afición que tanto le debe por poder ver el material al que se enfrenta.

Javier Castaño está en sazón… con un toreo con aires de la meseta castellana alta, de la que dejó una suficiente muestra en su segundo; con un temple, en capote y franela, de sobria exquisitez, apoyado en una clase y un saber estar a la altura de su enemigo y que, combinados por ambos en una faena justa, en el tiempo, demostró los entresijos de lo que los aficionados llamamos TAUROMAQUIA. Ese enigma tan preciado que es la base de su razón de ser y que hace, de tarde en tarde, sorpresiva presencia en cualquier ruedo de esta piel de toro. En su primero estuvo poderoso, mientras duró su poca casta.

Y Víctor Hernández, para mí, no tuvo su tarde que, en justicia, tampoco podía ser por la condición tan escasa de sus enemigos. Estuvo bullidor, variado, suelto y seguro, pero me dio la sensación… que con animales como los que le tocaron, hay que saber vender mejor su labor y dar mas profundidad a la misma cruzándose al pitón contrario en busca de mayor verdad. Tuvo la virtud de no aburrirse ante tanta embestida sin chica ni limoná y que no podía ser motivo para premiarse con vuelta al ruedo. Necesita mas toro, Víctor Hernández; y por ello le esperamos con interés en Villaseca de La Sagra el venidero 10/9, con reses de Baltasar Ibán.

OTROSÍ DIGO: que el desconcierto sanitario causado por el Covid-19, hace tiempo contagió a los palcos presidenciales, que recetan unas dosis de trofeos a los toreros, los ganaderos y si me apuran a quien pase por allí... en un intento de procurar lo mejor para la salud de la Tauromaquia. Craso error, que está llevando el tema a su rechazo, por los galenos taurinos, por no surtir efectos de alguna mejoría en el enfermo; sino todo lo contrario. Un poquito de por favor, caramba… porque los premios han de pasar el duro fielato de la Suerte Suprema, convertida hoy en la suprema casualidad. Manda huevos.

 

Ficha del Festejo    Plaza de Sacedón 28/8/21. Aforo casi cubierto sobre el permitido.

4 toros y 2 novillos de Polo Sáiz de una dispar presencia y juego; con un gran 5º, Gresca.

Sánchez Vara: pinchazo y entera tendida; oreja. Entera desprendida; oreja.

Javier Castaño: ½ enhebrada, 2 pinchazos, descabello; silencio. Entera caída; 2 orejas.

Víctor Hernández: pinchazo, estocada; 2 orejas. Tendida y trasera, descabello; 2 orejas

Pasarela de cuernos y… dos alimañas de antes
Nota de prensa municipal, cuasi autoinculpante…