Una butaca escorada

SOUL KITCHEN

 

(‬Dir.‭ ‬Fatih Akin‭)

Bajo las marquesinas de los pocos comercios que encontraba a mi paso,‭ ‬me intentaba resguardar de la copiosa lluvia que caía del cielo en la tarde del sábado.‭ ‬Como era consciente de que,‭ ‬una vez más,‭ ‬no me sobraría el tiempo si lo que pretendía era estar sentado en mi butaca escorada antes de que la película diese comienzo,‭ ‬aligeré el paso en la medida de lo posible aún a sabiendas de que mi vista cansada no evitaría que pisase al menos uno de cada tres charcos con los que,‭ ‬seguro,‭ ‬me toparía en mi camino.‭

 

Y así fue.

 

Empapado hasta casi la altura de las rodillas,‭ ‬alcancé la puerta principal de los cines diez minutos antes de que empezara la proyección.‭ ‬Por desgracia,‭ ‬el entusiasmo que sentía tras haber logrado alcanzar con éxito la entrada de las salas se vino abajo cuando fui consciente de que la gente que estaba haciendo cola al final de la calle no lo hacía para conseguir una bolsa de los afamados pistachos levantinos que tenía a bien vender el bueno de Eusebio en su tienda de comestibles,‭ ‬sino para adquirir,‭ ‬como yo,‭ ‬una localidad en la modesta sala número dos de los céntricos cines,‭ ‬la que nos permitiría disfrutar de la última película del afamado director turco-alemán Fatih Akin.

A pesar de ser galardonada con el premio especial del jurado en el último festival de cine de Venecia,‭ ‬me sorprendió la gran expectación que había suscitado la cinta del director de‭ ‬"Al otro lado" entre los asiduos a esa sala.‭ ‬Al verla llena en la sesión más temprana el día de su estreno,‭ ‬pensé que el director turco quizá hubiese conseguido lo que siempre ansió lograr,‭ ‬fidelizar a un público nada heterodoxo que se identificase con su forma especial de hacer‭ (‬buen‭) ‬cine.

Y me alegré.

Porque la película,‭ ‬una inhóspita comedia cargada de sentimentalismo y frescura y rodada a un ritmo por momentos trepidante,‭ ‬nos cuenta la desdicha de Zinos,‭ ‬un joven turco afincado en Alemania que trata de sacar adelante el restaurante sobre el que toda su vida gira.‭ ‬Un afamado cocinero de difícil carácter‭ (‬repite con Fatih el gran‭ Birol Ünel)‬,‭ ‬una camarera snob de mirada felina (Anna Bederke) y el hermano mayor del protagonista,‭ ‬un ludópata ex-convicto de pasado rebelde (Moritz Bleibtreu),‭ ‬son quienes darán cuenta de esta poco original trama de aires,‭ ‬sin embargo,‭ ‬nada grises.‭ ‬A vueltas con el futuro nada cierto del restaurante de‭ Zinos ‬gira una trama que en ningún momento da bandazos y que mantiene su buen tono durante el tiempo en que dura la película, logrando en muchos momentos, transformar la sonrisa permanente en soliviantada risa contagiosa.

Cambiar por completo de registro sin apenas tentar a la suerte es una tarea difícil de llevar a cabo y más si tenemos en cuenta que los trabajos anteriores del director,‭ ‬sobre todo la dilapidadora "Contra la Pared"(2004),‭ ‬fueron tan aplaudidos por crítica y público que hasta parecían marcar una senda difícilmente alterable.

Por eso hoy somos nosotros quienes aplaudimos esta meritoria y acertada provocación.

Página web oficial:
http://www.soul-kitchen-film.com/

Siempre mejor en V.O.

A patita
Yo apuesto

Related Posts