Los regantes reclaman la conexión Sorbe-Bornova con urgencia para no perder sus derechos de riego

Los regantes reclaman la conexión Sorbe-Bornova con urgencia para no perder sus derechos de riego

La Asociación Provincial de Agricultores y Ganaderos –APAG-, los regantes de la Comunidad del Bornova, del Canal del Henares y regantes particulares han comparecido públicamente esta mañana para exigir que se lleve a cabo con urgencia la obra de conexión Sorbe-Bornova.

Los regantes han querido aclarar que “somos conscientes de que el agua es un bien prioritario para consumo humano”, pero al mismo tiempo reclaman sus derechos como regantes.

La Confederación Hidrográfica del Tajo ha comunicado ya a estas dos comunidades de regantes que no se garantiza el riego para la campaña que viene; Esto crea un serio problema a los agricultores de estas dos zonas, – la Vega del Henares y la vega del Bornova–  ya que los pagos por el canon son elevados, y se sitúan por encima de los 300 euros por hectárea y año. “Estos pagos, sembrando trigo y cebada en unas tierras fértiles, que se ven convertidas en secano, no se pueden soportar, porque no se cubren ni los costes”, ha manifestado el presidente de APAG, Antonio Zahonero.  A esto hay que añadir las inversiones que hayan hecho los agricultores en sus explotaciones, por ejemplo en cultivos como el espárrago verde, lo que puede crear situaciones dramáticas, ha añadido Julián Calvo,  vocal de la Comunidad de Regantes del Bornova.

Por este motivo, los regantes solicitarán a la Confederación Hidrográfica del Tajo que exima de este pago a los agricultores, ya que “ni es justo, ni es lógico, ni van   a poder pagarlo” ha  señalado Zahonero.
El presidente de APAG ha recordado que “es verdad que no llueve, pero también hay otra realidad y es que no hemos sido previsores y hay una obra que llevamos reclamando mucho tiempo, como es la conexión de Beleña con Alcorlo y que sigue paralizada desde 2011, sin que nadie haga nada”.

Angel Estremera, de la directiva de la Comunidad de Regantes del Canal del Henares, ha solicitado que la Confederación Hidrográfica del Tajo, revise también los caudales ecológicos, “para que no sea el pantano el que aporta ese caudal ecológico, sino que éste se limite al volumen real del aporte del río”. Estremera ha insistido en la necesidad de esta obra “para poder aprovechar todos, el excedente de Beleña, en lugar de tirarlo al río en las épocas en las que el pantano no tiene capacidad y poder depositarlo en Alcorlo”.

Tanto en el Canal del Henares como en El Bornova llevan varios años en que se limitan los riegos; en el Canal no se puede sembrar maíz y en el Bornova hay que dejar un 30-40 o hasta un 50% sin sembrar de cultivos de verano.

José Luis Bravo, en representación de la Comunidad del Regantes del Bornova ha manifestado, que “esta comunidad de regantes se abastece únicamente con el pantano de Alcorlo y nosotros siempre reivindicamos que Alcorlo es un pantano que se hizo exclusivamente para riego y defendemos nuestro derecho a regar”.
“Nunca nos opondremos, ha matizado, a que la MAS utilice el agua que tenga que utilizar para abastecimiento humano, pero evidentemente tendrá que cogerla de donde hay y hay que tener en cuenta que todos los regantes y concesiones particulares se abastecen de Alcorlo”.

El vicepresidente de APAG y regante de concesión particular, Angel López Herencia ha insistido en que “reivindicamos la conexión Sorbe-Alcorlo, porque es ya de justicia, pues llevamos varios años limitando los regadíos del Bornova, del Henares, y los particulares”.

López Herencia ha argumentado con datos que la provincia de Guadalajara tiene 12.000 hectáreas de regadío, casi todas modernizadas, y en la región hay 513.000 hectáreas. En los últimos 6 años se ha aumentado 100.000 hectáreas en la región y en Guadalajara, “lejos de aumentar regadíos estamos teniendo dificultades o disminuyéndolos”.
Por este motivo, ha dicho, “es de justicia realizar la conexión de manera rápida y además para garantizar el consumo humano y de todo el corredor”.  López Herencia ha calificado como “suicida” que Beleña tenga capacidad sólo para una campaña; Beleña almacena 50 hm3 al máximo y la Mancomunidad de Aguas del Sorbe  gasta al año 42-44 hm3. Además de las limitaciones para los regantes que esto conlleva cada año, cuando deja de llover hay problemas graves para el consumo humano.

La postura unánime de los regantes es que las administraciones “tienen que ‘ponerse las pilas’ y hacer ya esta conexión de las dos cuencas, para no limitar los regadíos en las dos zonas más importantes de riegos de la provincia y no poner en riesgo a la población”.

Visto 478 veces

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.