Yacimiento de “Valdeherreros-La Azafuera” (Riba de Saelices). Yacimiento de “Valdeherreros-La Azafuera” (Riba de Saelices).

En Riba de Saelices también hubo romanos

El Museo de Guadalajara inicia un nuevo ciclo de Arqueología en Guadalajara, trabajos inéditos, abordando el estudio de un período poco conocido en un área de gran interés para la Arqueología provincial: La Riba de Saelices.

 Si en este lugar son importantes la Cueva de los Casares y el poblado musulmán anexo, no lo son menos los períodos intermedios (la ocupación de la II Edad del Hierro y la Romanización), que conoceremos en esta intervención a través del asentamiento de Valdeherreros-La Azafuera, del que ya se habló en el ciclo anterior por las huellas que dejó en él un potente terremoto.

Será el jueves, 22 de marzo y la conferencia correrá a cargo de César Heras MartínezZ antropólogo, arqueólogo y Doctor Investigador en las Universidades de Alcalá, en esta también profesor, y Complutense de Madrid: Luces y sombras de un yacimiento de la Serranía alcarreña: Valdeherreros-La Azafuera (Riba de Saelices-Guadalajara)

 

“El yacimiento de “Valdeherreros-La Azafuera” (Riba de Saelices), declarado BIC con la categoría de Zona Arqueológica (decreto 164/1995, de 24 de octubre), se localiza en la alta serranía alcarreña, en lo que hoy conocemos como el Parque Natural del Alto Tajo. Cronológicamente abarcaría de una forma continuada desde, al menos, el siglo II a.C. hasta la tardorromanidad, con una más esporádica presencia en época islámica y medieval de repoblación, aunque hay constancia estructural y material que nos retrotrae hasta la Edad del Bronce.

El hábitat presenta estructuras y materiales que nos hablan tanto de una presencia indígena como romana, al menos en sus primeros momentos, pasando con rapidez a quedar únicamente presente el modelo impuesto por Roma. El objetivo de la investigación desarrollada entre 1987 y 1994 fue analizar los procesos de adaptación indígena a los nuevos modos culturales dominantes y constatar los elementos que definen tanto la continuidad como el cambio, en un imparable proceso de aculturación/transculturación.”

La entrada es libre hasta completar aforo (150 plazas):

 

Visto 2262 veces

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.