El conjunto blanquiazul, al que no señalaron un clarísimo penalti a favor en el minuto 2 y perdonó varias ocasiones, hubo de rendirse ante el acierto anotador del Quintanar. El conjunto blanquiazul, al que no señalaron un clarísimo penalti a favor en el minuto 2 y perdonó varias ocasiones, hubo de rendirse ante el acierto anotador del Quintanar.

Dura derrota del Hogar Alcarreño ante el Quintanar (3-1)

Hasta la cancha del Quintanar, segundo clasificado, se desplazaba el Hogar Alcarreño-ACAI Motor, cuarto clasificado, a cuatro puntos del conjunto toledano, en un partido trascendental para las dos escuadras, a tres jornadas para la finalización del campeonato. El objetivo de ambos equipos, conseguir el subcampeonato que da opción a disputar la promoción de ascenso a Tercera División.

La jornada empezaba de forma óptima para unos y otros, con el empate sabatino del tercer equipo implicado en el mismo objetivo, Illescas, en terreno del San José Obrero, 3-3. Un resultado a tener en cuenta a la finalización de los 90 minutos en el municipal de Los Molinos, para ver quien sacaba mayor rentabilidad del mismo.

Y al final el más beneficiado fue, sin lugar a dudas, el Quintanar que con su victoria por 3-1 ante el equipo de Joselu se afianza en la segunda plaza, deja al Hogar sin opciones de alcanzarle y mejora su diferencia con el Illescas, que ahora es de cinco puntos, cuando no restan más que dos jornadas para concluir el campeonato.

Pero para llegar a esa victoria hay que hablar del partido. Un partido en el que el conjunto blanquiazul, una vez más, mereció mejor suerte si bien regresó de vacío y con una sensación agridulce. Y digo agridulce porque, si bien el marcador al final de los noventa minutos era el indicado de 3-1, no es menos cierto que los alcarreños, merced a una salida imperial en el primer tiempo, pusieron en jaque al cuadro toledano al que le entraron dudas muy razonables. 

Sería en el minuto 2 cuando se produjo una jugada que pudo y debió cambiar el devenir de la contienda, con una entrada de Braun por la derecha que es derribado clamorosamente dentro del área (¡un penalti de libro!) que el colegiado  de la contienda, Escribano Ortiz, no quiso ver.

El Hogar Alcarreño siguió atacando y embotellando al Quintanar en su área, siendo John quien contó con una doble ocasión, a bocajarro, a las que respondió el meta local, David Moreno, con sendos paradones, para desesperación visitante.

Y en pleno dominio del cuadro forastero llega el primer tanto quintanareño en su primer llegada ante Carbajo, obra de Luis Mariano, al rematar de cabeza un córner que había prolongado un compañero dentro del área.  Era el minuto 22.

El Hogar, que había perdonado en el área rival, acusa el golpe y el partido se nivela en la parcela central sin que ninguno de los equipos tome el mando del mismo.

Sin embargo, Braun, muy activo y acertado en el primer periodo, tendrá en sus botas, en una jugada de contragolpe, una ocasión de oro en un mano a mano con el cancerbero toledano, que consigue despejar el buen disparo del delantero alcarreño. Era el minuto 32 y un minuto después llegaba el segundo tanto local, obra también de Luis Mariano, gracias a un lanzamiento de libre directo, realmente espectacular que se cuela por la escuadra izquierda del portal de Carbajo que nada puede hacer por evitarlo.

Del posible empate a uno se pasa al 2-0, sin que realmente el cuadro local hubiera hecho méritos para ello. Y con este resultado inmerecido se llega al descanso. 

Cuando se perdonan ocasiones y te “chulean” un penalti, puede pasar que el rival tenga un acierto del 100% y se marche con ventaja en el marcador, tal y como sucedió.

En la reanudación el Hogar Alcarreño lo intenta en todo momento con un derroche de facultades físicas encomiable, pero lo hace más  con el corazón que con la cabeza. El marcador pesa como una losa y el Quintanar juega con el resultado y sobre todo tirando de oficio y con la cabeza fría.

Así las cosas en una jugada de contragolpe, en el minuto 71, sería Vivanco quien marcase el 3-0 para su escuadra, un resultado que se nos antoja engañoso y que suponía un castigo inmerecido para los de Joselu, que siguieron intentándolo hasta el último aliento y hasta el pitido final. Antes en el minuto 75 se produjo un remate de Abass al que respondió David Moreno con otro paradón, convirtiéndose sin duda en el mejor jugador local. Poco después en el 86 sería Baeza quien acortara distancias en el electrónico de perfecto testarazo y así se llegó a la conclusión del partido con el resultado de 3-1, francamente agridulce.

“Las derrotas no engrandecen nada por desgracia, pero también uno se da cuenta de la dificultad de lo que he hecho hasta hoy”. (Manolo Preciado, entrenador de fútbol) y eso es lo que podemos entresacar de la inmerecida derrota del domingo tras una temporada de “chapeau” en el primer año del equipo en Preferente. Quedan dos jornadas y hay que seguir luchando con la cabeza alta y la ilusión por bandera, con el ánimo de conseguir la mejor clasificación posible.

El próximo compromiso del cuadro blanquiazul, en el Jerónimo de la Morena, el próximo fin de semana ante el Yuncos, en horario sin determinar.

“Enterémonos bien: una derrota nunca es un fracaso. Fracaso habrá, si acaso, cuando no somos capaces de asumir la derrota”. (Jorge Luis Borges, escritor argentino)

FICHA DEL PARTIDO

ALINEACIONES:

C.D. Quintanar: David Moreno; Añover, Navalón, Sánchez, Campo, Sevillano, Daniel, Luis Mariano, Vivanco, Valdepeñas y Romera. También jugaron Fraile, Pedraza, Aguilar, Argumanez y Heras.

Hogar Alcarreño: Carbajo; Javi, Salillas, Pablo, Alberto; Cubas, Medina, John, Braun, Pradillos  y Abass. También jugaron Escamilla, Kun, Cuenca, Baeza y Ambo.

GOLES: 1-0.- Luis Mariano. 2-0.- Luis Mariano. 3-0.- Vivanco. 3-1.- Baeza.

ÁRBITRO: Escribano Ortiz  del colegio castellano-manchego. 

INCIDENCIAS: C.D. Quintanar y A. D. Hogar Alcarreño-ACAI Motor se han enfrentado en el municipal de Los Molinos (Quintanar de la Orden), en partido correspondiente a la trigésimo segunda jornada del Campeonato Regional de Liga en su Primera división Preferente, grupo II. Al final del encuentro se llegaba con el resultado de 3-1. Al descanso el marcador reflejaba 2-0 para los de casa. Se dieron cita 250 espectadores, con una importante presencia de seguidores visitantes.

Visto 899 veces