“Me dedicaré de manera exclusiva a la ciudad de Guadalajara aunque pierda”

Entrevista con Magdalena Valerio, candidata a la Alcaldía de Guadalajara por el PSOE 

Bregada en la política regional como delegada de la Junta y consejera y en la política municipal tanto en el Gobierno y la oposición, Magdalena Valerio ha manifestado un compromiso con Guadalajara de dedicación exclusiva desde que optó a ser candidata, con proceso de primarias incluido. Sabe que es difícil conseguirlo, pero asegura que no imposible, al tiempo que garantiza que en caso de perder, no dará la espantada.

 

 

Pregunta.- Su primer compromiso en el programa es la dedicación exclusiva si sale elegida alcaldesa, ¿Tan malo es compatibilizar cargos, porque usted antes lo ha hecho?
Repuesta.- Yo compatibilicé, cuando era segunda teniente de alcalde en el Ayuntamiento de Guadalajara, el cargo con la Presidencia de Mancomunidad de Aguas del Sorbe, y confieso que tuve que hacer encaje de bolillos. Y eso que era la segunda teniente de alcalde, no la alcaldesa y ya me resultó muy complicado. Era una época en que las cosas estaban menos complicadas que ahora, no había el paro que hay y Guadalajara tenía menos habitantes.
Tal y como están las cosas ahora tengo que dedicarme, exclusivamente al Ayuntamiento. Quiero y debo.
Cuanto más cercana es la política más dedicación exige, porque los ciudadanos están más cercanos y hay que atenderles las 24 horas del día.
Se lo que es el Gobierno regional, conozco la región y la provincia, y ahora de manera libre y voluntaria, después de pasar por un proceso de Primarias en mi partido quiero dedicarme a Guadalajara en cuerpo y alma.

 

P.- ¿No es pues una cuestión de capacidad?
R.- No, entiendo que es para atender mejor la tarea. Por eso no entiendo la decisión de Román de encabezar dos listas, dos cargos electos. Es difícilmente compatible incluso por el fondo de los asuntos. Por ejemplo, con el Plan Astra habrá que saber en qué papel se va a poner, si en el de alcalde que tiene que defender los intereses de su ciudad, o en el de diputado que debe defender los intereses de ciudadanos de otros pueblos.

P.- Sin embargo el esquema diputado regional y alcalde si se ha repetido en las filas socialistas, con García Bonilla en Azuqueca…
R.-Hace unos cuantos años ya de eso, y hay que valorar también cuántos habitantes tenía Azuqueca. No es comprable la Azuqueca de hace unos años con la de ahora. Por ejemplo el actual alcalde podía haber sido diputado y ha optado por ser solo alcalde. También ponen como ejemplo desde el PP a Javier Irízar, cuando entonces era un Parlamento regional recién creada la comunidad autónoma y con escasas competencias y una Guadalajara mucho más pequeña. No es lo mismo. Y además hay que decir que Antonio Román tiene además otra actividad privada, como médico en una clínica. Yo no lo veo compatible, es más, pienso que Antonio Román se irá a hacer política a Toledo, y que como de las Heras está en el Senado, Jaime Carnicero será el alcalde de facto si ganan, y esto lo deben saber quiénes piensan votar al PP.

Estoy convencida que Román se va a ir a hacer política a Toledo y Carnicero será el alcalde de facto

P.- El eslogan de su campaña es “por una Guadalajara nueva”. ¿Nada sirve, ni siquiera de la etapa anterior de Alique?
R.-Guadalajara nueva quiere decir una Guadalajara distinta, porque en estos cuatro años han pasado muchas cosas que no han sido buenas para la ciudad. Guadalajara ha ido perdiendo vitalidad en muchos aspectos, e incluso alegría y autoestima. El actual Ayuntamiento se ha desatendido de los jóvenes, se ha cargado el Consejo de la Juventud, han pasado del Plan de Choque, contratando solo 168 personas donde podían haber contratado 500, y se han dedicado a perseguir a los jóvenes y a los conductores del Plan Astra. Y todo esto por la actitud prepotente del equipo de Gobierno.

P.- ¿Hay que entender entonces que si usted es alcaldesa desaparecerían las sanciones del botellón?
R.- Las sanciones tienen que existir, y me parece bien que haya una Ordenanza de Convivencia, pero no puede ser tan represiva. A los jóvenes lo que hay que ofrecerles es alternativas, hábitos de vida joven, hábitos saludables y no andar persiguiéndoles. Además hay que decir que el PP no ha conseguido erradicar el botellón, mal que le pese a Román, porque los jóvenes no tienen lugares donde reunirse, ni donde hacer actividades. Román se queja de que la Junta no ha terminado el foro del Fuerte, pero no ha presentado ningún proyecto nuevo, porque el proyecto del Foro de la Juventud lo dejó hecho Jesús Alique, al igual que el Plan Director de la Cripta.
Yo apuesto más por la prevención, por volver a utilizar el Programa “Guadalajara ciudad sostenible, ciudad educadora”, por trabajar en colaboración con los colegios y AMPAS y no por perseguir.
El de ahora es un modelo de ciudad gris que no me gusta.

P.- ¿Se puede generar empleo desde el ámbito municipal?
R.- Generar como tal, como empleo público, no. Muy poco y puntualmente. Además sería necesario hacer la relación de Puestos de Trabajo que todavía está pendiente, pero es de ilusos pensar que el Ayuntamiento puede dar trabajo a los 7.000 parados de la ciudad.
Lo que sí puede hacer el Ayuntamiento es fomentar el empleo, trabajando codo con codo con los sindicatos y empresarios. En colaboración con el Gobierno central y el regional y recabando fondos de la Unión Europea, hacer un verdadero Plan de Empleo. Conseguir que las empresas se instalen en Guadalajara y fomentar nuevas áreas de actividad, como nosotros proponemos, con la rehabilitación integral de los barrios, o el plan municipal de ascensores, que puede dar trabajo a muchas personas.
Albacete acaba de captar 10 millones de euros de fondos de la Unión Europea, pero aquí no se capta un euro de fondos europeos.

Se puede apostar por la rehabilitación, pero también por la logística, y nuevas oportunidades como el turismo, los artesanos, la hostelería, la eficiencia energética, o la aplicación de la Ley de Dependencia.
Contribuir a que se acabe cuanto antes el Hospital también genera empleo, y el campus universitario y el parque tecnológico lo mismo.

También se puede optimizar el Centro de Nuevas Empresas, donde los jóvenes pueden encontrar un espacio para el autoempleo. O como nosotros proponemos, crear naves nido en el Fuerte para que los jóvenes puedan empezar su empresa.
Hay que captar inversiones y no poner todas las trabas burocráticas como se hace ahora, que se siguen pidiendo licencias previas que ya no se tienen que pedir.
Las posibilidades son muchas y no hay que perder ni una sola, pero se han estado perdiendo oportunidades, porque se ha estado en el enfrentamiento con la Junta. Ahora mismo el Ayuntamiento podría estar contratando trabajadores del Plan de Empleo y no ha contratado ni a uno.

En Guadalajara se han perdido oportunidades de empleo por enfrentarse con la Junta

 

P.- Y el entendimiento con la Junta, ¿no es cosa de dos?
R.- Me remito a los hechos. Yo me creo la negociación y el acuerdo, por eso cuando fui nombrada Delegada de la Junta me reuní con todas las asociaciones y colectivos y con la última persona que lo conseguí fue con Antonio Román, porque no hubo manera. Estaba permanentemente a la defensiva y al exabrupto y así es muy difícil entenderse, aunque lo intenté y algunas cosas se desbloquearon como el dejar de poner multas a los conductores del Astra o agilizar las licencias del Fuerte. Me puso como condición que yo no estuviera en la foto, y no me importa era más importante que los nuevos vecinos del Fuerte entraran a vivir…

P.- Pero con el tema del Astra, Román insiste en que la sentencia se puede recurrir y que solo anula la parada de autobuses en la estación del AVE…
R.- Él sabe perfectamente que es un decreto ilegal y yo le he pedido que deje de poner palos en las ruedas, pero si se quiere encabezonar que lo haga.

P.- ¿Y el arreglo de Francisco Aritio, por qué ha tardado cuatro años en empezar?
R.- Por lo mismo, por la imposibilidad de llegar a acuerdo. No se podía hacer hasta que terminara la conexión de los polígonos que Román estuvo boicoteando dos años con la cesión de unos terrenos. Ahora ya está licitado y empezaran las obras, pero llegó un momento que hubo que plantear hacer el proyecto sin el Ayuntamiento e irnos a una inversión de 5,2 millones de obras.
Todo son ejemplos de esa falta de colaboración, como en el tema del campus, donde unos propietarios, cuyos nombres no voy a dar, están impidiendo la urbanización. Menos mal que eso no afecta a la zona donde se empezará a construir el campus, aunque sí a una vía principal.
Tampoco colaboró con la Junta para retirar las tuberías que había en la parcela del Hospital Universitario, o ceder otra parcela para el Palacio de Justicia, o dar largas para ceder la parcela para el nuevo centro de Salud Gu-Sur.
Román se ha dedicado a boicotear todos los proyectos de la Junta, a pesar de los protocolos firmados, en contra de la ciudad de Guadalajara y eso no se puede permitir.

P.- Tal y como lo plantea el ciudadano puede llegar a pensar que da igual quien Gobierne, pero por favor que sean de las mismas siglas…
R.- No es cuestión de siglas, ni de ideologías, sino de talante personal. Cuando uno está al servicio público, tiene que velar por los intereses generales y resolver problemas y no poner zancadillas.
Uno puede tener el talante del consenso y el acuerdo o el talante del victimismo o el enfrentamiento. El “yo al enemigo ni agua”, es el talante de Román en estos cuatro años. A veces con cosas pueriles, como contraprogramar a Serrat o cambiar la cerradura de la Cripta del Fuerte de San Francisco. Situaciones kafkianas de las que no se puede dar crédito. Son detalles de deslealtad institucional potentes.

Román tiene el talante del victimismo, no del diálogo

P.- Si hay un tema del que presume el PP en la gestión municipal es del superávit, que incluso se lo halaga la ministra socialista.
R.-Es genial (con sorna). Así se las ponían a Felipe II. El PSOE se encontró el Ayuntamiento en la etapa de Alique con 16 millones de euros de déficit y lo dejó con 4 millones de superávit. La herencia que le dejamos fue extraordinaria, con el ayuntamiento saneado. Dejamos un montón de proyectos empezados y algunos hasta acabados donde solo se ha tenido que limitar a cortar la cinta, como el cuartel de la Policía Local, el segundo puente sobre el Henares o el Palacio Multisuos… Otras ya proyectados como el centro integral o el Foro de la Juventud.
Pero a todo esto hay que añadir que además, que le ha caído una pedrea, como ha sido el Plan Zapatero con 24 millones de euros en dos años. Y por si no tenía suficiente ha privatizado la gestión del agua para 25 años, 15 millones de euros más.
Menos mal que  y hay siete millones de superávit, porque si no, no sé qué habría que pensar.

P.- ¿Tiene marcha atrás la privatización del agua?
R.- No la tiene, salvo que un Tribunal de Justicia diga ante el recurso que planteó el PSOE que es nula. Es lo que pasa cuando alguien gobierna de espaldas a la ciudadanía. No pidió opinión ni al Consejo de Medio Ambiente, que existe aunque no lo usa. Nos ha hipotecado para varios mandatos.
Lo que sí se puede hacer es que no suba el agua más de lo imprescindible, que ya está subiendo, y vigilar este servicio como todos los demás servicios públicos municipales contratados, para que las empresas cumplan los convenios.
Tampoco hay marcha atrás con el mausoleo granítico de la calle Mayor, aunque lo que si podamos recuperar sean las farolas fernandinas.

P.- ¿Se quedará Magdalena Valerio cuatro años en la oposición si pierde, porque usted ya se marchó una vez?
R.- Yo ya estuve cuatro años en la oposición municipal.  Pude ser la candidata a la Alcaldía y no lo fui por motivos que no vienen al caso. Después fui la número dos con Alique, pude ser presidenta de la Diputación y tampoco lo fui. Bono me ofreció en el 2003 irme al Gobierno regional, pero no le dije que no, que me quedaba dando la cara por el proyecto socialista y di la cara dos años. Cuando las cosas estaban encarriladas, Barreda me propuso entrar en su Gobierno y me fui, pero ya estaban las cosas estaban encarriladas. No fue dando la espantada, sino con lágrimas en los ojos.
Ahora no voy a dar la espantada y me voy a dedicar a tiempo completo, si la ciudadanía decide que en la oposición pues estaré en la oposición a tiempo completo, y le pediré a Barreda, que tengo claro que va a ganar, que vaya buscando otro delegado de la Junta para Guadalajara.

P.- ¿Qué le dice Magdalena Valerio a los ciudadanos indignados que se han movilizado desde el 15-M?
R.- Pues que me encanta que la ciudadanía se movilice. Yo también me movilice en mi juventud para luchar en la medida de mis posibilidades, para defender las libertades y luchar por las libertades, cuando todavía vivía Franco. A mí me encanta la participación de los ciudadanos y creo en la democracia participativa. Hay que erradicar la corrupción en la política, porque los políticos que estamos aquí por vocación, nos molesta mucho que acarreemos la mala fama de otros.
Yo he tenido en cuenta en el programa participativo las sugerencias ciudadanas que he recibido. Hay personas que consideran que en el PSOE también pueden canalizar sus ganas de movilizarse.

Me encanta que la ciudadanía se movilice, yo creo en la democracia participativa

P.- Hace cuatro años usted encabezaba la lista regional y se perdieron las elecciones autonómicas aquí en Guadalajara ¿Está la cosa ahora todavía más difícil?
P.- Un poco más difícil por la situación económica y porque el PP está contaminado la campaña con todo lo que le interesa, con folletos infames. Injurias y mentiras y levantando sospechas. De mí dicen que si oculto mi patrimonio, no declaro ninguna propiedad, porque vivo de alquiler y prefiero invertir una buena parte delo que gano en la Educación de mis hijos. Mi patrimonio son las ideas y unas ganas de luchar por una ciudad mejor.
Está difícil, pero no imposible, porque hemos trabajado mucho y vamos a cosechar, aunque no nos sobra ni un solo voto. No da igual quedarse en casa que ir a votar.


Visto 1623 veces

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.