Encarnación Jiménez, teniente de alcalde y coordinadora del área de Familia y Bienestar Social y Seguridad, y Verónica Renales, concejal delegada de Bienestar Social. Encarnación Jiménez, teniente de alcalde y coordinadora del área de Familia y Bienestar Social y Seguridad, y Verónica Renales, concejal delegada de Bienestar Social.

35.867 personas se beneficiaron de los programas de Familia y Bienestar Social

Un total de 35.867 personas se beneficiaron a lo largo del pasado año de alguno de los programas,  actividades y ayudas del área de Familia y Bienestar Social del Ayuntamiento de Guadalajara. El presupuesto global de inversión directa en estas materias fue de 1.475.170 euros.

Encarnación Jiménez, teniente de alcalde y coordinadora del área de Familia y Bienestar Social y Seguridad, y Verónica Renales, concejal delegada de Bienestar Social, han   comparecido hoy en el Ayuntamiento para presentar los  datos correspondientes a  la actividad desarrollada desde una de las áreas más importantes del Consistorio.

Desde que en 2007 el alcalde de la ciudad, Antonio Román, creara la Concejalía de Familia y Bienestar Social, uno de los objetivos prioritarios de la gestión municipal ha sido “la atención integral a las familias de Guadalajara”, tal y como  ha recordado Encarnación Jiménez. En este sentido y desde el “convencimiento” de que la familia es el “pilar fundamental” en el que se asiente la sociedad del bienestar, Encarnación Jiménez  Ayuntamiento se lleva a cabo un este núcleo debe contar con “todo el apoyo institucional y protección de los poderes públicos”.

“Con este compromiso, el Ayuntamiento dirige todas sus políticas sociales a las familias y a las personas que necesitan algún tipo de protección”. Queremos “seguir siendo referente en políticas de familia y atención social a los ciudadanos”. En este sentido ha recordado los reconocimientos y distinciones que ha logrado el Ayuntamiento de Guadalajara gracias a la aplicación de sus programas de atención especializada a la infancia, a jóvenes y adolescentes, a la maternidad, o a los mayores. El título de Ciudad Amiga de la Infancia o el de Ciudad Amigable con los Mayores.

El desarrollo y atención integral de los servicios sociales municipales se realizan desde las distintas infraestructuras municipales: Centro Social de la calle Cifuentes, Centro Municipal Integrado Eduardo Guitián, Centro  de Familia Cuartel del Henares y Centro de los Valles. Hay 15 centros sociales municipales. Un total de 41 personas se encargan de la gestión y administración de los servicios sociales. 21 de ellos son profesionales de intervención social, otras cinco personas componen el equipo técnico y administrativo, más 15 ordenanzas.

Memoria 2016

La puerta de entrada a los servicios sociales municipales es el programa de información, valoración y orientación. A través de este programa,en 2016 se abrieron  6.603 expedientes, lo que se traduce en atención especializada. El programa más significativo es el de Intervención social, que incluye el programa de infancia, familia e igualdad.

El Plan de Apoyo a la familia y maternidad, incluye líneas de conciliación familiar y laboral a través de las ludotecas de invierno y verano; juegópolis, campamento de verano, y el más novedoso, Días sin cole, que se llevó a cabo durante los 30 días no lectivos del pasado año. El aula de crecimiento, con menores de hasta 11 años a los que se trabaja a nivel emocional y de conducta, ha sido otro de los recursos puestos a disposición de las familias.

En este ámbito se incluye también los programas de Música en Familia, escuelas infantiles y el programa Kanguras. El Servicio Atempro, para víctimas de violencia de género, atendió a 27 mujeres. En subvenciones de participación a colectivos de mujeres se invirtieron 7.600 euros.

En  total en este programa de familia se beneficiaron 3.144 personas, con una inversión total de recursos de 235.275 euros.

En la atención a los mayores destacaron que  Guadalajara es desde 2015 Ciudad Amigable con los mayores por distintos motivos, entre otros, su programa de envejecimiento activo, con talleres y cursos de primavera y otoño, sobre diversas materias como informática, uso de móviles, movilidad, forma física, salud y playa, o los bailes de invierno y verano “que son una de las actividades con mayor participación”.

En este apartado se incluyen también los proyectos y programas como los de servicio de proximidad que se prestan con ayuda de Cruz Roja; los de permanencia en casa, con Cáritas, o los de teleasistencia, con más de 276 usuarios. El servicio de ayuda a domicilio prestó en 2016 más de 61.000 horas de atención, más de 7.000 con respecto al año anterior.

En estos programas de mayores participaron 21.413 personas. El total del presupuesto empleado fue de 943.000 euros.

Programa de necesidades básicas

Desde la creación del Programa de apoyo a las necesidades básicas, las actuaciones se dirigen, de forma general,  a abordar la exclusión social, la pobreza y la vulnerabilidad social. En el pasado año se tramitaron 3.781 ayudas, con un presupuesto de 283.895 euros.

En este apartado se incluyen las ayudas económicas de emergencia social y en especie ( como las tarjetas monedero), los desayunos saludables a los menores derivados por los colegios; las aportaciones a los bancos de alimentos, el IBI social, las exenciones en la tasa de basuras y los convenios de colaboración con entidades para la creación de dispositivos de ayudas a las familias en situación de crisis.

Programas de integración. Estas acciones incluyen programas destinados a favorecer la formación y la inclusión de sus participantes en el mercado laboral. Entre los proyectos que se llevan a cabo figuran el proyecto GPS: Destino independencia; el proyecto Escuela de Participación, destinado a mujeres en situación de aislamiento social y sin habilidades de relación social, o el proyecto de capacitación sociolaboral destinado a jóvenes en situación de vulnerabilidad social.

En este apartado destacar que de los 49 jóvenes participantes, un 26,6% consiguió trabajo “lo que se considera un éxito”. El empleo, tal y como ha subrayado Verónica Renales, “es el principal motor de integración social”.
Junto a estas acciones figuran los acuerdos del Ayuntamiento y distintas entidades en materia de empleo de inserción a través de Cruz Roja, Cáritas y ACCEm.

En total en programas de integración participaron un total de 154 personas. El presupuesto municipal para todas estas acciones fue de 115.147 euros.

Voluntariado, cooperación y prevención de las drogodependencias son otras de las acciones incluidas en la memoria de actividades del área de familia y Bienestar Social. En materia de voluntariado destacan las acciones de sensibilización y la atención a discapacitados y otros colectivos.

En cooperación al desarrollo se financiaron cuatro proyectos de cooperación, 2 proyectos de emergencia y ayuda humanitaria y se desarrollaron proyectos de sensibilización con refugiados. En cooperación se invirtieron 180.000 euros.

En prevención de drogodependencias se trabaja en distintos ámbitos, en el escolar y fuera del medio escolar. Durante todo el año y con las distintas acciones que se llevan a cabo participaron 519 jóvenes. El presupuesto destinado a estas actividades fue de 13.000 euros.

Por último, la atención a la inmigración, en sus dos líneas,  relativa a la elaboración de  informes de reagrupación familiar y arraigo social, o los relativos a idoneidad de la vivienda, se tradujeron en 253 atenciones.

Visto 636 veces

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.