El concejal del Grupo Popular, Armengol Engonga, ha denunciado la “improvisación y precipitación” en la toma de medidas para frenar la expansión del virus cerrando la actividad económica de la ciudad. El concejal del Grupo Popular, Armengol Engonga, ha denunciado la “improvisación y precipitación” en la toma de medidas para frenar la expansión del virus cerrando la actividad económica de la ciudad.

El PP denuncia improvisación en el cierre de bares, "la policía fue bar por bar diciendo que tenían que cerrar"

Los concejales del Grupo Municipal Popular han querido denunciar hoy la “improvisación” y la “precipitación” en la adopción de medidas en la ciudad de Guadalajara por parte del Gobierno de Castilla-La Mancha para tratar de frenar la expansión del coronavirus, con el perjuicio que ello conlleva para los sectores afectados. 

El concejal Armengol Engonga ha mostrado hoy su “indignación y  desacuerdo con el cierre total de la hostelería, de los centros deportivos y de la actividad cultural ‘de una hora para otra’, sin dar tiempo ni planificación a nada” por decisión de Emiliano García Page con el silencio del alcalde de nuestra ciudad Alberto Rojo. Así, Engonga ha contado cómo el alcalde, “por no llamarle delegado en funciones de Page, lejos de adoptar cualquier decisión para respaldar los derechos de los trabajadores de la ciudad y el bienestar social de nuestros vecinos, lo que está haciendo es dar la callada por respuesta, ser un alcalde de plasma y dejar que Page dicte el devenir de Guadalajara y de su economía”. Ante este “despropósito”, Engonga ha querido mostrar su “solidaridad y apoyo” hacia todo aquel que hoy quiere trabajar y no le dejan, y sacar adelante su negocio con todas las medidas sanitarias y con el desembolso que ha tenido que hacer para adaptar su negocio a la nueva situación”. 

“En el día de ayer, con el decreto que se anunció que se iba a ejecutar el mismo día, el alcalde ordenó a la Policía Local una hora después de que se hiciera público que entrábamos en Nivel 3 reforzado que fuera establecimiento por establecimiento para decir que tenían que cerrar”, ha lamentado el concejal del Grupo Popular señalando también “el perjuicio que ha causado a muchos bares y restaurantes con productos ya comprados y con una previsión”.

Armengol Engonga ha pedido a Rojo “que defienda a Guadalajara y que tome decisiones más allá de contratar una ‘disco móvil’ en plena pandemia”. Ante esto, ha dicho que siente “envidia sana de la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, que está en la calle, escucha a los empresarios, tiene una estrategia y la aplica; frente al ‘ejército de Pancho Villa’ que tenemos en Castilla-La Mancha tomando decisiones avaladas por el silencio del alcalde Rojo”.

Por su parte, la concejala Encarna Jiménez ha recordado que desde el Partido Popular “llevamos reclamando hace ya un año un Plan Jurídico B que ayude a reforzar la seguridad jurídica no solo de hosteleros y empresarios, sino de todos los ciudadanos” porque “llevamos viviendo en un estado de alarma indefinido desde hace más de un año, periodo que finaliza el 9 de mayo y el Gobierno de Sánchez no tiene ningún plan además de haber hecho caso omiso a todas las propuestas del PP para mejorar la actividad económica de nuestro país, incluido el turismo”.

Visto 283 veces