El último de los astados de Luis Terrón casi se vuelve a las puertas del Coso de las Cruces. El último de los astados de Luis Terrón casi se vuelve a las puertas del Coso de las Cruces. Foto: Jesús Ropero / Ayto. Guadalajara.

El primer encierro de las Ferias limpio y sin incidentes

El primer encierro de las Ferias y Fiestas de Guadalajara 2018 celebrado en la mañana de este jueves todavía laboral ha transcurrido sin incidentes por las calles de Guadalajara con una carrera de los astados de Luis Cerró, que se lidiarán esta tarde en la corrida de rejones, que ha durado tres minutos en cubrir el recorrido de poco más de 800 metros.

Con un recorrido bastante despejado los astados, todos ellos negros, han salido de los corrales del Parque de San Francisco con mucha fuerza, enfilando la calle Boixareu Rivera por la manga derecha, mientras que los mansos se alineaban por la izquierda.

Con un ritmo trotan han legado a las curvas de Santo Domingo, donde el toro de cabeza ha protagonizado varios derrotes contra los corredores, sin ninguna consecuencia y donde uno de los manso perdía pie y tropezaba, aunque se recomponía con rapidez.

En la recta final de Capitán Aranas se han podido ver espectaculares carreras, con tres tramos, el de ese primer toro adelantado, que barría a los corredores, en del grueso de la manada con los mansos, y el de otro toro rezagado que incluso ha llegado a pararse a la entrada al coso de las Cruces y casi se vuelve, de no ser por la rápida actuación de los dobladores.

Al final un encierro limpio que era recibido por cientos de personas en los tendidos de la Plaza de Toros que no  llegaba a llenarse, incluido el alcalde de Guadalajara, Antonio Román, para proceder después a la suelta de vaquillas.


Medios

Visto 1491 veces

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.