Román: “Llevo en el Ayuntamiento 21 años y sólo he cobrado de él tres”

Román: “Llevo en el Ayuntamiento 21 años y sólo he cobrado de él tres”

“Sorprende que el Grupo Socialista y Ahora Guadalajara estén demostrando que vienen a la política a ganar dinero, a servirse de la política y no a servir a los ciudadanos, o a servir, pero siempre y cuando estén retribuidos económicamente”.  Así lo ha manifestado esta tarde el alcalde, Antonio Román, quien se ha referido a las críticas realizadas hoy por dichos grupos sobre la nueva distribución de los concejales liberados y del personal eventual, cuestión que se abordará en el pleno de este viernes, y sobre su dedicación compartida entre las tareas de médico y alcalde. 

El alcalde ha mostrado su decepción por el hecho de que “el debate de ahora sea que haya más liberados y más concejales cobrando del Ayuntamiento”, y en este sentido ha subrayado que “a la política no se viene porque uno esté en el paro. Yo me opongo. No se puede presentar uno a las elecciones para tener un sueldo. Y esto es lo que tristemente estas fuerzas de izquierda están demostrando en este momento. Por eso, las declaraciones realizadas esta mañana me llenan de enorme tristeza. Yo llevo en el Ayuntamiento de Guadalajara 21 años y durante todo ese tiempo sólo he cobrado de él tres años. A pesar de todas las difamaciones y calumnias que he tenido que soportar, ahora se demuestra que sólo he tenido un sueldo – no cuatro- y que me dedico a la política por vocación de servicio de los demás”. 

En este sentido ha recordado que “en 2003, el PP contaba en la oposición con doce concejales y entonces sólo tuvo tres liberados. Actualmente los concejales liberados de la oposición, sumarán un total de seis, según el reglamento aprobado en octubre. Se duplica, por tanto, el número de liberados con respecto a entonces. Pero para ellos es insuficiente. Quieren que todos sus concejales tengan un sueldo y eso hay que decirlo, porque me he hartado de oirles decir eso de la casta y que la gente viene a la política a cobrar, y resulta que cuando llegan algunas de esas fuerzas emergentes, lo primero que piden es un sueldo”.

Sobre la liberalización del alcalde

No ha resuelto las dudas el alcalde sobre cuánto tiempo durará esta situación de compartir su jornada entre las tareas profesionales de médico en el Hospital de Guadalajara, por las mañanas y de alcalde por las tardes, que en principio se dijo sería temporal, ni tampoco cuando llevará Pleno la aprobación de su sueldo y liberación. "Este era el primer Pleno al que se podía llevar, pues había que tener aprobados los presupuestos, y he decidido que no era conveniente. Los factores y la oportunidad de los tiempos los marco yo y es un decisión meramente personal", apuntaba el alcalde, negando que hubiera otras motivaciones para posponer la cuestión. "A lo mejor estoy cuatro años de alcalde sin cobrar una nómina y demostrando a la ciudadanía que el alcalde no viene a ganar un sueldo al Ayuntamiento", llegó a decir.

En cuanto a su situación al frente del Ayuntamiento, Antonio Román ha asegurado que la gestión municipal no se está viendo afectada en absoluto. “Lo único que ha cambiado es – señala- que las comparecencias las hago a las 17,30 y no a las 11 de la mañana. Y problamente lo que más se resiente, como consecuencia de esta situación, es mi vida familiar, pero el estar aquí de alcalde requiere un sacrificio y yo estoy demostrando que se puede hacer ese sacrificio. La ciudad está y va seguir estando bien gobernada por mí y mi equipo”. 

“El día tiene 24 horas. Algunos concejales de la oposición que cobran vienen al Ayuntamiento a las 9,30 y se van a las 13,30 horas. Les he visto durante mucho tiempo hacerlo e incluso también les he visto no venir”. También ha hecho alusión a la ausencia de la mayoría de los concejales de la oposición en las procesiones de Semana Santa. “No han asistido a las procesiones de Semana Santa. De la oposición sólo había 3 ó 4  concejales. El resto seguramente estaba muy bien en la playa, pero siempre ha sido tradición durante décadas que la corporación asista a las procesiones en representación de la ciudad”. 

Por otro lado, Antonio Román ha recordado que el nuevo reglamento del pleno, aprobado por mayoría, “establece la forma de distribución de las liberaciones para ahora y para el futuro, doblando las liberaciones que había para la oposición en 2003”. Y ha señalado que “mientras en 2007 un concejal cobraba 55.800 euros, diez años después cobra 50.400 euros. Mientras en 2007 el anterior alcalde cobraba 67.000 euros, el actual no cobra una década después. No pasa nada. La ciudad está gobernada. Algunos se acostumbran a trabajar de 9 a 13 horas, pero es que el día tiene 24 horas y yo soy alcalde los 365 días del año. Y yo cierro en el Ayuntamiento muchos días, ahora y siempre, a las once de la noche”. 






Medios

Visto 2223 veces