Daniel Jiménez, portav Daniel Jiménez, portav

Román se asigna en el presupuesto de 2017 una dieta diaria de 50 euros

El alcalde de Guadalajara, Antonio Román, tras asegurar en el último pleno que no cobraría del Ayuntamiento en lo que le queda de mandato, ha reabierto el debate sobre su dedicación a tareas municipales y su remuneración a través de los presupuestos para 2017: en la página 24 de las bases de ejecución del presupuesto se incluye un texto que establece que “el alcalde de Guadalajara, siempre que no cuente con dedicación exclusiva o parcial, percibirá una dieta de 50 euros por asistencia a órganos complementarios, distintos de pleno o comisión, así como por reuniones que precise mantener para preparar o gestionar los asuntos de su competencia, así como por asistencia a actos de representación municipal”.

Este texto, que el portavoz del Grupo Socialista, Daniel Jiménez, ha resaltado que “es una novedad que nunca había existido en el Ayuntamiento de Guadalajara”, supone en la práctica que Román se asigna a sí mismo 50 euros diarios por ejercer como alcalde de forma residual y que, de aplicarse a todos los días del año, le garantizaría una retribución que duplica el Salario Mínimo Interprofesional, de unos 18.000 euros anuales. “Decía Román que los presupuestos de 2017 son sociales, pero aquí lo más social que hay es la ayuda que se consigna a sí mismo”, ha comentado Jiménez a este respecto.

Por otra parte, el presupuesto municipal para 2017 también consigna una cantidad de 65.000 euros como sueldo del alcalde, lo que, según el portavoz municipal, “reabre el debate que ya creíamos cerrado sobre la dedicación de Román al Ayuntamiento, que hace escasamente una semana dijo que no iba a cobrar un solo euro por dedicarse, residualmente como está haciendo, a ser alcalde de Guadalajara”, ya que “nos gustaría que el alcalde aclarase si tiene pensado volver a someter al pleno la dedicación que le exigimos los grupos políticos, que es la dedicación exclusiva, y si esos 65.000 euros se corresponden con esa dedicación exclusiva o no y a partir de cuándo”.

Daniel Jiménez ha emplazado a Román a “hablar claro de una vez por todas y a decir si se va a liberar o no y con qué retribución” y ha reiterado que “la postura del Grupo Socialista es clara: queremos que el alcalde se dedique en exclusiva a la ciudad, que por ello tenga las retribuciones normales que ha tenido cualquier alcalde y que Román deje de poner continuamente en el debate político un asunto que en ningún ayuntamiento de España es objeto ya de ningún tipo de discrepancia”.

Cambios en las asignaciones a los grupos políticos que el PSOE rechaza.
Además de reabrir el debate sobre la dedicación y remuneración de Román como alcalde, la propuesta del equipo de Gobierno de presupuestos para 2017 introduce cambios en las asignaciones a grupos políticos y concejales que “son iniciativa exclusiva del alcalde y no responden a demanda alguna de las formaciones políticas representadas en el Ayuntamiento”, ha resaltado Daniel Jiménez.

Estos cambios introducidos unilateralmente por el equipo de Román suponen un aumento de la asignación a los grupos políticos: por una parte, la cantidad fija que recibe cada grupo municipal pasa de 119 euros a 125 euros al mes, y, por otra, la asignación de 119 euros por concejal se eleva hasta los 200 euros por edil. Además, se aumentan también las dietas que perciben los concejales no liberados por asistencia a plenos y comisiones municipales: pasan de 45 a 50 euros por asistencia a cada uno de estos órganos del Ayuntamiento.

Jiménez ha anunciado que “el Grupo Socialista rechaza este incremento arbitrario del alcalde en la asignación a los grupos políticos y presentará una enmienda para que las cantidades que se han reservado para esta subida se destinen a otras partidas presupuestarias que beneficien al conjunto de la ciudadanía”.

Por otra parte, el portavoz socialista ha lamentado que “el equipo de Gobierno ha vuelto a trasladarnos su propuesta de presupuestos después de presentarlos a los medios de comunicación” y que “el alcalde, según sus propias palabras, solo se haya dirigido a Ciudadanos, el partido con menos representación en el Ayuntamiento, para elaborar el presupuesto y no lo haya hecho también con el principal grupo de la oposición, que es el Grupo Socialista”.

Jiménez ha indicado que “Román nunca se ha dirigido al Grupo Socialista y sigue sin hacerlo ahora que está en minoría” y “parece que el alcalde solo quiere que el presupuesto municipal sea un acuerdo de mínimos, de lo que puedan sumar el PP y Ciudadanos, que está por ver si finalmente apoya o no estas cuentas”.

Visto 2335 veces

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.