Con las intervenciones del catedrático Julio Neira y el historiador José Carlos Mainer concluyó ayer miércoles el primero de los cinco Cursos de Verano ofertado por el Centro Asociado de la UNED de Guadalajara, y que se ha dedicado a recordar la figura de Camilo José Cela y su literatura en el marco de la conmemoración de los 100 años de su nacimiento y los 70 años de su Viaje a la Alcarria.

Publicado en Cultura

El próximo 27 de junio arrancan los Cursos de Verano de la Uned en Guadalajara, que este año ofrece cinco cursos, cuatro a desarrollar en Guadalajara capital y uno en Molina de Aragón, donde se van a abordar temáticas muy variadas como Cela, los palacios, el Geoparque de Molina o minlfundess y el yihadismo, que por un lado se fijan en Guadalajara y por otro atienden las peticiones de los propios alumnos, de actualidad, tal y como explicó el director de la Uned en Guadalajara, Jesús de Andrés, que aseguró que la matriculación avanza a muy buen ritmo.

Publicado en Cultura
El alcalde de Guadalajara, Antonio Román, y Jesús de Andrés Sanz, director del Centro Asociado de la UNED en Guadalajara, acaban de firmar el convenio de colaboración entre ambas instituciones “para el mantenimiento y desarrollo de las actividades del Servicio de Psicología Aplicada (S.P.A.)”.
Publicado en Local

Miguel Padilla Suárez, nuevo director del Centro Asociado de la UNED en Guadalajara y del Campus Centro

Miguel Ángel Padilla, nuevo director del centro asociado de la UNED Guadalajara.Miguel Ángel Padilla Suárez, doctor en Psicología, es profesor titular del departamento de Metodología de Ciencias del Comportamiento de la UNED, hasta la actualidad ha sido director del Centro Asociado de Mérida y director del Campus Suroeste de la UNED. Con anterioridad, entre otros cargos, fue vicerrector de alumnos y director de los centros asociados de Madrid y Segovia. De trato fácil y muy amable, con ganas de conocer a fondo la realidad guadalajareña

Publicado en Entrevista

Ignacio Martínez Mendizábal explicó la nueva teoría del origen del lenguaje.La ciencia se equivoca. Así ha pasado con la teoría del lenguaje, que sostenía que los humanos podíamos hablar (y el resto de animales no) porque tenemos la laringe más baja que las demás especies. Pero esta idea se fue al traste cuando el investigador norteamericano Tecumseh Fitch, y otros después de él, descubrieron que otros animales como el ciervo rojo o el perro, descienden su laringe para conseguir sonidos más graves. Entonces, ¿por qué los humanos articulamos palabras y los perros no? Los paleontólogos de Atapuerca han dado una posible explicación.

Publicado en Reportaje
Página 4 de 4