De la fosa común del cementerio de Guadalajara

El próximo martes comenzará, en la fosa común del cementerio de Guadalajara, la exhumación de los restos de Timoteo Mendieta Alcalá, uno de los republicanos represaliado por el régimen franquista, siendo la primera vez un juez español ha dado permiso para una exhumación dentro de un proceso penal, cuando a día de hoy hay 1.350 familias que han cursado la solicitud para exhumar los restos de un familiar, según informa la Asociación para la Recuperación de la Memoria Histórica. Aunque ya se conocía la resolución judicial, la noticia del inico de la exhumación la adelantaba hoy la emisora Ser Guadalajara, apuntando que el proceso puede durar varias semanas. 


Timoteo Mendieta Alcalá, de profesión carnicero y yesero, natural de Sacedón, fue detenido al finalizar la Guerra Civil y tras un simulacro de juicio, ejecutado. Su hija Ascensión Mendieta, acudió a la justicia Argentina a pedir que su cuerpo fuera exhumado exhumado y tuvo que viajar en 2013 a Buenos Aires, a sus 88 años, para solicitar a la justicia de aquel país ayuda para recuperar los restos de su padre. 

La jueza de Argentina, María Romilda Servini de Cubría envió un pedido de exhorto a la Cancillería para que la Justicia española lleve adelante la exhumación de los cadáveres y lograr así la extracción de muestras de ADN que permitan comprobar si alguno de ellos es Mendieta Alcalá, que fue asesinado en 1939 y enterrado en una fosa común junto a 17 compañeros. Timoteo era presidente de la UGT de Sacedón, y durante la guerra fue concejal en esa localidad.

Los trámites se demoraron casi tres años pero jueza argentina mandó en 2014 dos exhortos, uno a la Audiencia Nacional para pedir un análisis de ADN y otro al juez de Guadalajara para que permitiera la exhumación del cadáver de  Timoteo Mendieta. Ahora por primera vez un juez español ha dado permiso para una exhumaciín dentro de un proceso penal, y que se abra la fosa común donde se encuentra Timoteo Mendieta.

Publicado en Sociedad
Página 4 de 4