Jueves, 14 Noviembre 2013 12:06

Claro…tiene lógica

Escrito por Una vecina de Cifuentes
Valora este artículo
(19 votos)
Esta es Carolina, la victima de violencia de género embarazada asesinada en Cifuentes, presuntamente a manos de su pareja.

Mi nombre es Indignación, y quiero manifestar el vacío, falta de apoyo institucional y cero condena moral y social de los hechos tan terribles ocurridos a un ser humano.

Escribo esto porque siento que con mi inactividad y silencio estoy apoyando a un presunto asesino por el simple hecho de ser un vecino “el de toda la vida, el chico buena gente que no es capaz de hacer daño a nadie”, no sé por qué, pero siento la sensación de que tiene más valor social y aprecio esta persona, que una mujer indefensa, sola y embarazada, -creo que tengo una confusión en mi cabeza-… -no me aclaro- ¿quién es realmente la victima?, -pobre de mi, no lo entiendo-, claro tiene lógica, es que el chico es UN HIJO DE Cifuentes.

Veo con asombro como muchas personas por querer tapar la realidad, intentan salvar el prestigio de uno de nuestros vecinos, desprestigiando el honor de la verdadera victima cuyo único delito social al parecer ha sido el tener que trabajar honradamente de camarera, estar separada y tener tres niños, a los que adoraba y llevaba correctamente al colegio, e intentar rehacer su vida con “aparentemente” una persona normal. Es como si ensuciando el honor de la victima, el victimario consiguiera indulgencia. Una vez más me confundo y me viene a la memoria los tiempos del Apartheid en Sudáfrica cuando un hombre blanco asesinaba a un hombre negro y al blanco le daban la razón sólo porque el muerto era negro, pero claaaaro mi confusión tiene lógica, ¡estando geográficamente tan cerca!

Si me detengo a pensar en la Feria Medieval celebrada el fin de semana en Cifuentes con comida, bebidas y
música por todo lo alto y en plena plaza, tendría que comentar que llegué a tener insomnio y asco, cuando a
tan sólo dos días conocíamos los terribles relatos en los medios de comunicación, -y, aturdidos mis sentidos-, recordé lo vigente de las palabras de Nicolas de Maquiavelo hace más de 500 años “…al pueblo pan y circo…” y efectivamente eso fue lo que percibí un CIRCO. Con gran indignación observé cómo quien podía se divertía, seguramente para olvidar “tanta pena”. Lo siento por los pequeños empresarios que no tienen culpa de nada, pero ese panorama me introdujo en una de esas escenas crueles de películas medievales, donde en la plaza ahorcaban a una persona y el pueblo aplaudiendo, comiendo y bailando al compás marcado por el verdugo, …pero claro tiene lógica el escenario era medieval.

León Gieco en 1978, en su más célebre canción escribió muy acertadamente: “Solo le pido a Dios que lo injusto no me sea indiferente, que no me abofeteen la otra mejilla después de que una garra me arañó esta suerte”… Solo le pido a Dios que el futuro no me sea indiferente, desahuciado está el que tiene que marchar a vivir una cultura diferente…” No sé por qué esto me lleva a pensar en lo cíclico de las crisis en los países que por tradición han sido inmigrantes como lo ha sido y vuelve a ser España, en la que una vez más, sus hijos deben salir para buscar qué comer.

A mi sólo me queda pedirle a Dios que la sensibilidad y el sentido común prevalezcan frente a la mordaza social, y decir por último que la violencia no distingue entre género, razas, condición social ni cultural, …que pena que la realidad sea pensar que todo tiene lógica cuando nos acostumbramos a justificar lo vergonzoso e injustificable.., así nos va.

Una vecina de Cifuentes
Visto 4631 veces Modificado por última vez en Jueves, 14 Noviembre 2013 12:19

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.