Jueves, 08 Enero 2015 20:47

Torija en estado decadente

Escrito por Nicasia de la Cruz
Valora este artículo
(0 votos)
El pasado 22 de diciembre se celebraba el último pleno municipal en el Ayuntamiento de Torija con un único punto del orden del día que venía a resolver por vía extraordinaria la construcción de otras cuatro naves en el municipio.Los asistentes a dicho pleno asistíamos atónitos a lo que allí estaba aconteciendo, pues al inicio del mismo y como ya nos tiene acostumbrados el señor secretario volvía a hacer de las suyas, y rebuscando en los papeles que llevaba para documentar dicho pleno, justamente no aparecían los necesarios, con lo cual una vez más, volvió a mostrar su torpeza e incompetencia.


El pleno se tuvo que paralizar, hasta que subió de su despacho el secretario municipal, esta vez ya, con la documentación correcta.
Ni más, ni menos, de lo que se trató y aprobó en el pleno fue la aprobación de construcción de cuatro nuevas naves de grandes dimensiones en el municipio, que por cierto crecen como setas, porque unas pocas hay ya en los polígonos industriales y desde luego  más de una de ellas está cerrada a cal y canto, porque a Torija también han llegado los EREs,  y con ellos el naves desocupadas y el desempleo.

Con lo arriba expresado, no se entiende que el Ayuntamiento propicie y fomente la construcción de nuevas naves cuando tenemos más que de sobra. A todo esto hay que decir que la oposición, es decir el grupo del PP no apoyó tal construcción; sin embargo el joven concejal díscolo del PSOE  pasado al grupo mixto que en su momento, nos metió “miedo en el cuerpo” porque al dejar a los socialistas parecía que se iba a comer el mundo, llegando incluso a llamar al orden públicamente a todo aquel que cuestionara su actuación, el caso es que ha seguido votando al dictado del partido socialista al que un día negó, y junto con el voto favorable del teniente de alcalde de IU, hicieron posible que la propuesta de la señora alcaldesa con sus concejales socialistas saliera adelante.

Ciertamente los vecinos asistentes no dábamos crédito, porque la pregunta es clara, si hay naves cerradas, para que queremos más?;  a esto no hay respuesta.
Por algún asistente al pleno y al finalizar el mismo, el asunto se llegó a calificar de que presuntamente en el Ayuntamiento de Torija se estaba ante el último pelotazo urbanístico de la legislatura, porque de otra forma no se entiende la premura en la aprobación y su contenido. No hay que olvidar que el pleno era de carácter extraordinario, y siendo un poco avispados las elecciones próximas se celebrarán en Mayo del año que acabamos de comenzar, de modo que por los tiempos políticos en los que nos encontramos, el asunto se puede considerar así, y también se comentaba que presuntamente en especies algo se quede por algún sitio.

Con esta actuación se cerraba el año 2014, pero lo que no podíamos sospechar los vecinos y vecinas de Torija, es que en este  que acabamos de estrenar, desde el Ayuntamiento se haya consentido la tala de unos frondosos árboles que gozaban de muy bien estado y que servían para configurar una zona apacible de descanso junto a los lavaderos del pueblo.

Los vecinos y vecinas desde luego, no encontramos razones de ningún tipo para que se haya tomado tal decisión, y desde luego, nos preguntamos por qué no se ha encontrado alguna medida para salvar estos árboles.

En todo caso, y para evitar cualquier interpretación errónea al respecto en el pleno al que hacíamos alusión, bien hubiera podido la señora Alcaldesa informar de esta barbaridad, por no decir indecencia.

Lamentablemente Torija no se merece los gobernantes que tiene, pues por hacer estas barbaridades todos los meses la señora Alcaldesa y su Teniente de Alcalde cobran del erario público.  

Desde luego,  saludamos con agrado que en el próximo mes de Mayo se vuelvan  a celebrar elecciones municipales, sugiriendo a través de estas líneas a los vecinos y vecinas del pueblo que a la hora de decidir con su voto, se lo piensen bien antes de depositarlo en las urnas,  más que nada, para salir de la decadencia y apatía en la que  Torija  está más que instalada.

Nicasia de la Cruz

Visto 1728 veces

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.