Pleno del Ayuntamiento de Cabanillas del Campo. Pleno del Ayuntamiento de Cabanillas del Campo.

El Ayuntamiento de Cabanillas liquidó 2016 con un superávit casi 3 millones de euros

El Ayuntamiento de Cabanillas cerró el año 2016 con un superávit final de 2.714.342 euros, al que se suma un remante positivo del extinto Patronato Deportivo Municipal de 241.355 euros, que al desaparecer, se integra en la cuenta general del consistorio para este año 2017, para sumar un saldo positivo global del pasado año de casi 3 millones de euros. Así lo ha dado a conocer hoy el alcalde de la localidad, José García Salinas, en una Dación de Cuenta presentada al Pleno Ordinario que se ayer se en el consistorio cabanillero.

Era este además el primer Pleno Ordinario con un sistema completamente electrónico. Dentro de los procesos de racionalización y modernización de la Administración que ejecuta el consistorio, los 13 concejales de la corporación han estrenado  unas nuevas tabletas, conectadas por wifi al sistema informático de gestión interna, de modo que todos los expedientes de los distintos puntos que se han ido tratando en el debate se podían consultar telemáticamente, lo que permite que desaparezcan de las mesas los montones de papeles que solían acompañar a estas gestiones. Este nuevo sistema de “plenos electrónicos” viene a complementar la puesta en marcha en Cabanillas del Campo del Sistema ORVE (Oficina de Registro Virtual de Entidades), el protocolo de “administración única” al que se adhirió el Ayuntamiento el pasado otoño, y que ya funciona a pleno rendimiento en el consistorio.

Elsuperávit de 3 millones de euros viene motivado por una notable mejoría del grado de ingresos inicialmente estimados, mientras que los gastos se han mantenido dentro del “techo” estipulado por las leyes estatales, según han avalado todos los informes técnicos realizados en la Liquidación presentada. Estos informes de Intervención también avalan de forma positiva que se está cumpliendo el Plan Economico-Financiero aprobado para el bienio 2016-2017, y que también se está cumpliendo la Ley de Medidas de Lucha contra la Morosidad, en relación al pago eficaz y en plazo de las facturas que presentan los proveedores.

El alcalde ha manifestado en el Pleno estar muy satisfecho con este balance, y ha indicado que los informes vienen a corroborar que se está realizando una buena gestión económica, que mantiene al consistorio completamente saneado. De hecho, la deuda bancaria también se ha reducido notablemente en los dos últimos años, y al momento actual se debe a las entidades financieras un único crédito y por un montante inferior a los 2'8 millones de euros, lo que hace previsible que a lo largo de este ejercicio 2017 o a comienzos del año próximo pueda dejarse a cero la deuda a largo plazo del consistorio.

Pese a los buenos datos, el alcalde también ha lamentado en el Pleno que la Ley de Administración Local que aprobó el Gobierno central y que todavía se mantiene vigente tenga constreñida la capacidad de inversión del consistorio. “Yo estoy a favor de que no se pueda gastar más de lo que se ingresa. Pero con la actual Ley nos encontramos con 3 millones de superávit, y una cantidad aún más importante de dinero en las arcas municipales, pero Hacienda no nos permite gastarlo en inversiones que son muy necesarias. Espero como agua de mayo que el ministro Montoro abra la mano, porque esta situación no tiene sentido”, ha explicado Salinas.

Esta dación de cuentas era el punto más importante de un Pleno Ordinario en el que también se han abordado algunas otras cuestiones económicas de cierta relevancia. Así, se ha aprobado un reconocimiento extrajudicial de crédito, el primero del presente año, por un montante de algo más de 300.00 euros, correspondientes a facturas por servicios prestados a finales del año anterior, y que estaban pendientes de abonar. Entre estas facturas destaca una presentada por la Junta de Comunidades correspondiente a atrasos pendientes de liquidación respecto a la aportación municipal para el Servicio de Autobuses del Plan Astra entre Cabanillas y Guadalajara. El expediente se ha aprobado con los votos a favor de PSOE, IU y Vecinos por Cabanillas, y la abstención del Grupo Popular.

También en el plano económico el Pleno ha aprobado, en ambos casos por unanimidad de todos los concejales, la devolución a las empresas que se encargaban de la gestión de las dos guarderías municipales hasta el año pasado de las garantías depositadas en su día para realizar este servicio. En el caso de la Escuela Infantil Tres Torres el montante es de casi 33.000 euros, y en el caso de la ahora cerrada Escuela Infantil El Mirador, el montante asciende a algo más de 23.600 euros, dado que se ha tenido que descontar de la garantía algunos impagos pendientes por parte de la última empresa que se encargó de su gestión.

En este punto cabe reseñar que el portavoz del Grupo Popular, Jaime Celada, ha preguntado por el destino que pretende darse a este último edificio, una vez que tras dos licitaciones no hubo ninguna empresa interesada en gestionar la instalación. El alcalde de Cabanillas ha señalado que el consistorio no va a modificar de momento el edificio, en la esperanza de que dentro de un tiempo pueda volver a reabrirse como escuela infantil, si vuelve a incrementarse la demanda de plazas en la localidad. Etso no impedirá, no obstante, que mientras esto suceda el Ayuntamiento no pueda utilizar el edificio para alguna actividad de formación u ocio infantil de modo puntual. Por otro lado, Salinas también ha recordado que a pesar del cierre de la guardería de El Mirador, al día de hoy se cumple el compromiso manifestado de que ningún niño empadronado en Cabanillas y que solicite plaza de guardería municipal se quedará sin ella. “De momento nos caben todas las demandas en una sola guardería, pero si se producen más, haremos lo necesario para reabrir la que se ha cerrado”, ha señalado.


Visto 956 veces

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.