El cierre de toda la hostelería decretado desde el 14 de marzo para frenar la expansión del Covid-19 ha puesto en jaque al turismo rural de los municipios de la Sierra Norte de Guadalajara. El cierre de toda la hostelería decretado desde el 14 de marzo para frenar la expansión del Covid-19 ha puesto en jaque al turismo rural de los municipios de la Sierra Norte de Guadalajara.

La Asociación de Turismo Rural Sierra Norte pide la reducción de tasas municipales

Ante el cierre de toda la hostelería para frenar la pandemia del coronavirus, la Asociación de Turismo Rural Sierra Norte de Guadalajara ha remitido una carta a todos sus ayuntamientos para solicitar una reducción en los impuestos y tasas municipales. Una medida que consideran imprescindible para evitar que el Covid-19 se lleve por delante el principal, si no único motor económico de este territorio.

El cierre de toda la hostelería decretado desde el 14 de marzo para frenar la expansión del Covid-19 ha puesto en jaque al turismo rural de los municipios de la Sierra Norte de Guadalajara, que tienen en este sector, el principal motor de sus economías. La consecuencia más dura de este parón en la actividad es la falta de ingresos que hace que el sector se tambalee según se alargan las medidas en el tiempo. Una situación que según el calendario de desescalada podría extenderse aún varios meses antes de que los establecimientos puedan volver a abrir sus puertas de nuevo. 

Por eso, piden a sus Ayuntamientos que sigan el ejemplo de las medidas puestas en marcha por otras administraciones para respaldar a sus vecinos y que adopten moratorias y bonificaciones en los impuestos de su competencia como la tasa de recogida de basura (puesto que no se genera ningún tipo de residuo durante este periodo), el importe del IBI y tasas municipales como el impuesto de actividades o la tasa por las terrazas

“El turismo rural en todas sus facetas: casas rurales, bares, campings, restaurantes, turismo activo, hoteles rurales…. son muchas veces el motor principal sino el único de nuestros pueblos. Gracias a ellos se dan a conocer nuestros rincones y nuestro patrimonio, se genera economía, se asientan nuevos pobladores, se añade valor añadido al territorio, se mantienen los servicios y gracias a ellos las segundas residencias no pierden valor”, explican desde la Asociación. 

Varias administraciones se han sensibilizado con la situación generada por el Covid 19 tomando medidas económicas para ayudar a las familias, a las empresas y a los autónomos. Por eso, la Asociación considera fundamental que se adopten medidas para paliar esta situación y que se haga con la urgencia que requiere un sector como el del turismo rural tan importante para la economía y supervivencia de estos pueblos.

Visto 646 veces

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.