Espectacular concierto del grupo de Alaska y Nacho Canut, que abarrotó el Recinto Ferial con más de 15.000 espectadores. Espectacular concierto del grupo de Alaska y Nacho Canut, que abarrotó el Recinto Ferial con más de 15.000 espectadores.

Más de 15.000 personas en el concierto de Fangoria en Cabanillas

Más de 15.000 personas se congregaron en la noche del jueves 21 al viernes 22 de julio en el Recinto Ferial de Cabanillas del Campo, para disfrutar del primer gran concierto de estas Fiestas de verano 2022.

La cita con Fangoria era sin duda uno de los platos fuertes de esta «semana grande», y lo cierto es que no defraudó a nadie. La veterana Olvido Gara «Alaska» demostró por qué sigue en la cresta de la ola a pesar de las décadas pasadas desde su eclosión como estrella de la «Movida madrileña», y lo hizo con un espectáculo lleno de fuerza, garra, impactos visuales y un sonido impecable.

Fangoria congregó en Cabanillas a un público heterogéneo en edades -desde mayores a muy jóvenes- que se mostró entregado con el espectáculo y no dejó de bailar durante los exactamente 105 minutos que duró la actuación. Olvido, primero de plata, luego de negro, finalmente de rojo, pero siempre fulgurante, derrochó saber estar en el escenario, acompañada de cuatro bailarines que acompañaron todo el espectáculo con hipnóticas coreografías. En la parte musical, dos guitarras, el teclado de Canut, y bases de efectos pregrabados para envolver el espectáculo, en el que también destacó sobremanera la creatividad de las proyecciones audiovisuales de la pantalla del escenario.

El dúo de Canut y Alaska hizo un repaso amplio por su dilatada trayectoria juntos. Temas del reciente último disco, «Edificaciones Paganas», pero también los grandes éxitos de todas sus épocas. Y no faltaron esos auténticos himnos de los tiempos de «Dinarama» o «Los Pegamoides», como «Bailando», «A quién le importa» o «Mil campanas», canción con la que se cerró la actuación en un «bis» que se trufó también de versiones de temas ajenos como «Perlas ensangrentadas» o «Estoy llorando por ti».

La Misión
Tras el concierto de Fangoria, la noche se prolongó con el brillantísimo concierto audiovisual de una de las mejores verbenas-espectáculo del país, «La Misión», unos clásicos ya en Cabanillas, donde son muy demandados. El grupo brilló como siempre con su epatante puesta en escena, con un escenario descomunal y espectacular, coreografías, números acrobáticos y magníficas voces, ofreciendo auténticos «hits» durante toda la noche.

 

Visto 355 veces