En los primeros días de septiembre se han llevado a cabo trabajos de limpieza en el tramo correspondiente al acueducto renacentista de Sigüenza que discurre por el pinar.  En los primeros días de septiembre se han llevado a cabo trabajos de limpieza en el tramo correspondiente al acueducto renacentista de Sigüenza que discurre por el pinar.

Sigüenza pone en valor los restos del acueducto renacentista

En los primeros días de septiembre se han llevado a cabo trabajos de limpieza en el tramo correspondiente al acueducto renacentista de Sigüenza que discurre por el pinar. 

Los trabajos, bajo la supervisión técnica del arqueólogo  Ernesto García-Soto,  los han llevado a cabo operarios de la Brigada de Obras del Ayuntamiento de Sigüenza, a iniciativa del consistorio.

Han consistido en la limpieza de un tramo de algo más de 500 metros lineales y de la prospección general de la zona con el fin de conseguir determinar el trazado del acueducto.

Esta obra de ingeniería fue construida inicialmente en el S. XV, sufriendo una importante reparación en su tramo final de entrada a Sigüenza en el S. XVII, al ser sustituido el antiguo acueducto de los arcos por el que todavía, en parte, puede advertirse en el extremo sur del puente que salva el arroyo Vadillo y permite la entrada a la ciudad por la puerta del Toril. 

Sobre esta cuestión ya se habían interesado algunos investigadores seguntinos, como Gregorio Sánchez Doncel o Juan Antonio Martínez Gómez-Gordo, en diversos artículos.

Fruto de ellos es la localización de interesantes estructuras hidráulicas, como canales tallados en la roca, aliviaderos y balsas de decantación, lo que hace posible asegurar que nos hallamos ante una obra cuya principal finalidad era traer el agua a Sigüenza para su consumo. Igualmente en gran parte de su recorrido se ha constado la existencia de una tubería de cerámica.

Los trabajos se continuarán en una segunda fase, dado el interés de la estructura localizada, una de las pocas conservadas en España de época renacentista. “La puesta en valor de los restos y trazado del acueducto renacentista suma, desde el punto de vista del patrimonio cultural y arquitectónico a la candidatura de Sigüenza como Patrimonio Mundial. Agradecemos el excelente trabajo que han llevado a cabo los operarios municipales, bajo la dirección de Ernesto García-Soto para descubrir más cosas sobre él. Continuaremos trabajando para convertirlo en un activo aún más interesante para la ciudad”, afirma Ana Blasco, concejala de Cultura del Ayuntamiento de Sigüenza. 

Visto 185 veces