Silvia Valmaña, diputada nacional del PP por Guadalajara. Silvia Valmaña, diputada nacional del PP por Guadalajara.

Valmaña asegura que en la nefasta gestión de CCM había motivaciones políticas

La diputada nacional del PP por Guadalajara, Silvia Valmaña, ha asegurado hoy que la sentencia condenatoria dictada por la Audiencia Nacional contra el ex presidente de Caja Castilla-La Mancha y ex secretario general del PSOE en esta región, Juan Pedro Hernández Moltó  viene a confirmar que “no se trataba de acciones aisladas del señor Hernández Moltó sino de acciones orquestadas del PSOE que causaron un enorme daño a los castellano-manchegos”.

Por eso, ha animado al actual secretario general del PSOE en la región y presidente de la Junta, Emiliano García Page, a que “denuncie públicamente esta terrible corrupción que ha tenido como protagonistas a ilustres socialistas de Castilla-La Mancha y que causó un daño enorme a los ciudadanos de esta región, a los trabajadores y a los pequeños ahorradores”.

La diputada nacional recuerda que bajo la dirección de Hernández Moltó, Caja Castilla-La Mancha “tuvo el dudoso honor de ser la primera caja de ahorros intervenida, lo que costó a los castellano-manchegos un dinero que no teníamos, un dinero que sin duda hubiéramos empleado en minorar los efectos de una crisis que fue creada, precisamente, por acciones como la de Hernández Moltó”. Y ha lanzado a los medios de comunicación esta pregunta “¿Se imaginan ustedes cuantas personas hubiéramos podido rescatar de la crisis con los 9.000 millones que nos costó la nefasta gestión del socialista Moltó en CCM?” y recuerda también que ese dinero es más que el presupuesto del gobierno regional para 2016.

Motivaciones políticas y no bancarias en las decisiones de CCM

Valmaña ha destacado de la sentencia las afirmaciones del juez en el sentido de que “muchas de las decisiones crediticias que se han estudiado, por no mencionar las acciones de inversión y desinversión como las relativas al aeropuerto de Ciudad Real o a las energías renovables, se produjeron por motivaciones de índole política y no por motivos ortodoxamente bancarios”

Por eso, la diputada nacional del PP ha exigido a Page “que dé explicaciones inmediatamente y que pida perdón” a los castellano-manchegos por el daño causado. A su vez le pide responsabilidades al presidente de la Junta “porque se han cometido delitos motivados por intenciones políticas, tal y como se establece en la sentencia, por valor de 9.000 millones de euros. Precisamente por las mismas acciones por las que en el año 2002 Page apremiaba al gobierno de España para que agilizara las obras y la concesión de licencia de vuelo del aeropuerto de Ciudad Real”.

Un reto para Page

Silvia Valmaña ha lanzado un reto a Page: “Yo le exijo que mire ahora a la cara de los castellano-manchegos, y que les diga que no hay corrupción en el PSOE de Castilla-La Mancha. Dígales también que destruir los ahorros de nuestra gente y perder el dinero de tantos trabajadores no es corrupción”. 

“Pero no lo va a poder decir” afirmaba Valmaña “porque la Audiencia Nacional ya ha dictado sentencia y ha dicho que el ex secretario general del PSOE en Castilla-La Mancha y ex presidente de CCM ha cometido un delito gravísimo contra el orden socioeconómico y contra los ciudadanos y que está penado con dos años de cárcel”.

Valmaña se ha preguntado también si otro ilustre socialista como José Bono, pedirá también perdón a los ciudadanos y se retractará de sus palabras cuando públicamente dijo que se avergonzaba de lo que tuvo que pasar Hernández Moltó sin haber cometido ningún delito. “Pues bien, señor Bono, la Audiencia Nacional ha sido clara: tanto Hernández Moltó, presidente de CCM como Ildefonso Ortega, director general, maquillaron la cuenta de resultados del año 2008 de manera dolosa, intencionada y fraudulenta, para que apareciera un beneficio neto de 29 millones de euros cuando la realidad es que las pérdidas a 31 de diciembre ya eran de más de 212 millones de euros”.

Valmaña resalta que en la sentencia “se reconoce que tanto Hernández Moltó como Ildefonso Ortega utilizaron un ardid contable en el sentido más propio del engaño, disimulo o artimaña o si se prefiere maquillaje o tergiversación, falseando los beneficios de Caja Castilla-La Mancha”. Y todo esto pasaba, “Juan Pedro Hernández Moltó se duplicaba el sueldo en solo dos años” ha concluido la diputada nacional del PP.

Visto 1060 veces

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.