Blanca Fernández, consejera de Igualdad y portavoz del Gobierno de Castilla-La Mancha. Blanca Fernández, consejera de Igualdad y portavoz del Gobierno de Castilla-La Mancha.

Aprobados 30 millones para acelerar el despliegue de fibra óptica en 197 nuevas localidades

El Consejo de Gobierno ha declarado prioritarios tres proyectos de telecomunicaciones para desplegar la fibra óptica en 197 nuevas localidades de las provincias de Albacete, Ciudad Real, Guadalajara y Toledo. Esta decisión supondrá la movilización de más de 30 millones de euros, entre inversión privada de los operadores y pública a través de los fondos Feder, y la creación de 157 nuevos puestos de trabajo directos.

De este acuerdo ha informado la consejera de Igualdad y portavoz, Blanca Fernández, que ha añadido que esta decisión facilita y agiliza el despliegue de las operadoras de telecomunicaciones y hace que estén más interesadas en invertir en la región. Además, cuando se declara un proyecto prioritario se consigue que no queden en el cajón por trabas administrativas como lo demuestra que más del 98 por ciento de las iniciativas de despliegue se consiga llevar a cabo.

“El objetivo es que la población, viva donde viva, tenga las mismas oportunidades. Esto es mucho más fácil de decir que de hacer, pero estamos poniendo todo el empeño en ello”, ha añadido la portavoz. Y es que, según ha explicado, cuando estos proyectos se ejecuten, algo que sucederá este año, “Castilla-La Mancha dispondrá de una conectividad de banda ancha superior al 93 por ciento y nos situaremos tres puntos por encima de la cobertura media nacional. Estos datos son un éxito rotundo en una región con un altísimo componente rural”, ha subrayado Blanca Fernández.

La cobertura de fibra óptica en Castilla-La Mancha está en estos momentos al 92 por ciento de la población, cuando en junio de 2015 sólo había en las cinco capitales de provincia. Esto significa que, para alcanzar ese 93 por ciento a finales de 2002, “habremos tenido que crecer mucho más que los demás. Desde 2015, hemos crecido en un 451 por ciento en extensión de fibra óptica”, ha detallado la consejera, quien ha destacado que la cobertura de la fibra crece en Castilla-La Mancha más del doble de lo que lo hace la media nacional.

Igualdad de oportunidades para las zonas rurales

Este proyecto, promovido por el Ejecutivo regional, permitirá a las 197 nuevas localidades beneficiarias, que suman 29.149 ciudadanos y ciudadanas, disponer de conectividad digital de última generación. Esto supondrá garantizar a sus habitantes una conectividad ultrarrápida de altas prestaciones y a las empresas allí ubicadas acceder al mercado digital; utilizar los recursos de la ‘Cloud’ (computación en la nube) posibilitando la automatización o robotización; o cualquier otra tecnología emergente como la realidad aumentada, lo que aumentará su atractivo para la instalación de nuevas empresas o que personas emprendedoras locales inicien su actividad sin tener que migrar a grandes localidades.

“Se trata claramente de una apuesta por la igualdad de oportunidades, ya que más del 81 por ciento de las poblaciones incluidas en estos tres proyectos tienen la clasificación de zonas de extrema despoblación y más del 2,5 por ciento tienen la clasificación de zonas de intensa despoblación”, ha explicado la portavoz.

Además, el acuerdo contribuye a que, finalizado 2022, casi todas las localidades de más de 100 habitantes y más de la mitad de las localidades de menos de 100 habitantes de Castilla-La Mancha vayan a tener acceso a una conexión ultrarrápida de al menos 300Mb, cuando en el ámbito nacional se habla de 100Mb a todo el territorio.

Un hito, ha dicho, en coherencia con las medidas que viene tomando el Ejecutivo de Emiliano García-Page a través de la Ley de Medidas Económicas, Sociales y Tributarias frente a la Despoblación y su Estrategia, aprobada el pasado 14 de diciembre, el Pacto por la Reactivación Económica y el Empleo de Castilla-La Mancha 2021- 2024 y la Estrategia Conéctate en Castilla-La Mancha, que consideran prioritario el despliegue de las telecomunicaciones.

Entrando en detalle, el primero de los tres proyectos se desarrollará en la provincia de Albacete con una inversión de 4,9 millones de euros, la creación de 49 puestos de trabajo y 29 municipios beneficiados. El segundo se desarrollará en 67 localidades de la provincia de Guadalajara, con un volumen de inversión de cinco millones y la creación de 48 empleos. Mientras que el tercer y último proyecto cuenta con una inversión de 21 millones de euros para 54 poblaciones de la provincia de Toledo y 44 de la de Ciudad Real, y supone la creación de 60 empleos.

Operadores de proximidad

Blanca Fernández ha destacado que dos de los proyectos que ayer se declararon como prioritarios están liderados por operadoras de telecomunicaciones castellanomanchegas. Y, al respecto, ha recordado que el Gobierno regional ha apostado desde 2015 por estas empresas, consiguiendo que casi el 20 por ciento del despliegue de fibra óptica en la región los próximos dos años lo realicen ellas. 

Además, la consejera portavoz ha resaltado el papel de las operadoras de proximidad como parte del crecimiento económico de la región, no solo por su contribución a la conectividad y la digitalización, sino por el crecimiento del número de empresas de telecomunicaciones en la región, ocho puntos por encima de lo que lo ha hecho en el conjunto del país; por el aumento en su cifra de negocio, situado seis puntos por encima de la media nacional hasta casi rozar los 600 millones de euros; y por el incremento del empleo en el sector, que ha crecido en Castilla-La Mancha más de 20 puntos por encima de lo que lo ha hecho en el conjunto del país, llegando a más de 1.300 empleos directos, lo que sitúa a la región como la segunda comunidad autónoma con mayor crecimiento en el empleo del sector en el último año consolidado. Todo esto demuestra, ha asegurado Blanca Fernández, que las empresas de telecomunicaciones castellanomanchegas también son parte de la lucha contra la despoblación.

Los tres proyectos declarados como prioritarios ayudarán a afianzar que Castilla-La Mancha se sitúa en el puesto 29 de las más de 330 regiones europeas en cuanto a la velocidad media de navegación por internet, “lo que da cuenta de la situación óptima en la que se encuentra Castilla-La Mancha en estos momentos si se analizan los contextos nacional y europeo, aunque queda mucho trabajo por hacer”, por lo que ha consejera ha apostado por “seguir trabajando para dar cobertura el cien por cien de la población”.

 

Visto 147 veces