La consejera de Igualdad y portavoz regional, Blanca Fernández, ha explicado que “estas ayudas están destinadas a financiar exclusivamente actuaciones u obras de mejora de la eficiencia energética en las viviendas, ya sean unifamiliares o pertenecientes a edificios residenciales, como cambio de ventanas, mejora del aislamiento, etcétera”. La consejera de Igualdad y portavoz regional, Blanca Fernández, ha explicado que “estas ayudas están destinadas a financiar exclusivamente actuaciones u obras de mejora de la eficiencia energética en las viviendas, ya sean unifamiliares o pertenecientes a edificios residenciales, como cambio de ventanas, mejora del aislamiento, etcétera”.

Ayudas para mejorar la eficiencia energética a través de agente rehabilitador

El Gobierno de Castilla-La Mancha posibilitará que más de 2.000 familias de la región mejoren la eficiencia energética de sus viviendas al destinar 4,9 millones de euros.

De ello ha sido informado el Consejo de Gobierno en su reunión de ayer, y al respecto, la consejera de Igualdad y portavoz de Ejecutivo regional ha explicado que “estas ayudas están destinadas a financiar exclusivamente actuaciones u obras de mejora de la eficiencia energética en las viviendas, ya sean unifamiliares o pertenecientes a edificios residenciales, como cambio de ventanas y mejora del aislamiento o cualquier otra actuación que pueda derivar en un ahorro energético considerable”.
 
En este sentido, Blanca Fernández ha detallado que las ayudas para la mejora de la eficiencia energética consisten, por una parte, en actuaciones con las que se consiga una reducción de la demanda energética anual de calefacción y refrigeración del al menos el siete por ciento o una reducción del consumo de energía no renovable de al menos un 30 por ciento, y, por otra, obras de cambio de sustitución del aislamiento de las viviendas para adecuarlos a los valores límites establecidos legalmente.
 
Además, la consejera de Igualdad y portavoz ha indicado que “el importe de la ayuda será del 40 por ciento del coste de la actuación subvencionada, con un límite máximo de 3.000 euros” y se podrán financiar los gastos de obras, adquisición de materiales y honorarios profesionales, incluido el coste por la redacción de proyectos y certificados necesarios.
 
La gran novedad es que, por primera vez, se facilitan los modelos de ‘llave en mano’ a través de la figura del agente rehabilitador y de esta manera las ayudas a la rehabilitación hay que tramitarlas siempre a través de un agente, que puede ser una empresa, un profesional especializado o la propia persona beneficiaria que se puede constituir en su agente.
 
Blanca Fernández ha subrayado la importancia de este modelo, ya que “permitirá que todas las fases del proyecto estén controladas por la misma persona, evitando así demoras y plazos que se alargan demasiado y provocan dificultades a la hora de justificar las subvenciones”.
 
Cabe recordar que estas ayudas del Gobierno regional se incluyen en los 24,3 millones de euros que destina a la mejora de la eficiencia energética, a la rehabilitación y a la sostenibilidad de las viviendas y bloques de viviendas a través de los fondos Next Generation, un importe al que se sumarán otros 23 millones de euros para la construcción de vivienda social energéticamente eficientes y destinadas al alquiler social a precio asequible.
 
Por último, el plazo para solicitar estas ayudas para mejorar la eficiencia energética de las viviendas comienza este viernes 6 de mayo tras su publicación mañana en el Diario Oficial de Castilla-La Mancha y estarán abiertas hasta el 30 de diciembre de 2022.

Visto 233 veces