El consejero de Sanidad de Castilla-La Mancha, Jesús Fernández Sanz, durante el debate en las Cortes de Castilla-La Mancha. El consejero de Sanidad de Castilla-La Mancha, Jesús Fernández Sanz, durante el debate en las Cortes de Castilla-La Mancha.

Las Cortes piden a Hacienda que no recurra las oposiciones en Sanidad

Las Cortes de Castilla-La Mancha han aprobado hoy, con el voto a favor de PSOE y Podemos, una resolución en la que se insta al Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas a no recurrir la oferta de empleo público para el personal estatutario de sanidad por discrepancias en la tasa de reposición.

Esta propuesta de resolución presentada por el PSOE se ha votado tras la celebración, en el pleno de las Cortes, de un debate general propuesto por el PSOE relativo al recurso contencioso-administrativo anunciado por el Gobierno central en funciones contra la oferta de empleo pública del Servicio de Salud de Castilla-La Mancha.

En cambio, el parlamento ha rechazado la proposición del PP, ya que ha concitado el voto en contra de PSOE y Podemos, en la que se instaba al Gobierno regional a convocar las máximas plazas posibles "dentro de la legalidad, superando la cifra propuesta por la Junta, si puede ser, dentro del respeto a la normativa vigente".

De este modo, las Cortes han abordado el burofax que el Ministerio de Hacienda ha enviado al Gobierno de Castilla-La Mancha advirtiendo de que recurrirán las oposiciones para personal estatutario de sanidad, si no reducen a la mitad las plazas ofertadas, al entender que se ha calculado mal la tasa de reposición.

Durante el debate, el consejero de Sanidad de Castilla-La Mancha, Jesús Fernández Sanz, ha advertido de la "seria amenaza" que supone el recurso contencioso-administrativo y ha rechazado que el argumento de que no se ajusta la tasa de reposición, pues ha sostenido que la posición del Gobierno regional es que el criterio aportado por el Ministerio de Hacienda "es erróneo por dos principales motivos".

El primero de ellos, según ha expuesto el consejero, es porque el cálculo de la tasa de reposición "cumple fielmente" con los presupuestos generales del Estado y, en segundo lugar, porque desde que existe la tasa de reposición "se ha calculado siempre bajo el mismo criterio" que el utilizado por la Consejería de Sanidad en esta ocasión, por lo que según Fernández Sanz "no se entiende la razón" del anuncio del recurso.

"Entendemos que debe seguir adelante la oferta pública de empleo", ha resaltado el consejero, que ha subrayado la necesidad de reforzar la plantilla del servicio de salud de la región, toda vez que no se han celebrado oposiciones en este ámbito desde hace seis años.

Asimismo, ha reivindicado que en lo que va de año ya se han contratado más de 800 personas en sanidad y que el Gobierno regional trabaja para cumplir el compromiso de llegar a mil en todo 2016, al tiempo que se ha negociado con los sindicatos mejoras en las condiciones del personal sanitario.

"Queremos que nos apoyen desde estas Cortes, para decir que hay que consolidar el empleo público en Castilla-La Mancha y sacar las 1.030 plazas", ha pedido el consejero a la bancada popular, pues ha opinado que "la unidad y la coincidencia de pareceres" puede ayudar en la defensa de los intereses de Castilla-La Mancha.

En cambio, el diputado el PP en las Cortes Francisco Núñez ha expuesto que, a su modo de ver, hay tres opciones para tratar de explicar lo que está ocurriendo con las oposiciones de sanidad.

"La primera, que el Gobierno de García-Page lo hace mal a sabiendas; la segunda, que el Gobierno de García-Page lo hace mal sin saber, por ignorancia y la tercera, que el Gobierno regional no lo haya hecho mal, sino que hay discrepancias con la Abogacía del Estado que se pueden resolver", ha explicado Núñez.

Si se diera el primer caso, se estaría hablando de un "gobierno responsable y mentiroso, que vive del rédito de que otros le echen atrás sus promesas", ha denunciado el diputado regional, que ha añadido que si se diera el supuesto segundo, la región tendría un "problema serio, que es un gobierno incompetente".

Sin embargo, ha considerado que si se diera el tercer caso, "en vez de tantas reuniones con sindicatos, hubiera sido más fácil descolgar el teléfono y hablar con el secretario de Estado para resolver la discrepancia, como han hecho todas las comunidades autónomas que se han visto en esta situación", ante lo cual Núñez ha preguntado al consejero si se ha producido esa llamada.

Ante esta pregunta, el consejero ha afirmado que no ha habido una llamada telefónica, sino que la respuesta se ha producido por escrito "que es más importante".

"A Page le importa muy poco la sanidad, las plazas que salgan en el Sescam o la calidad del empleo público. Lo único que le importa a Page es generar lío", ha acusado Núñez que, en cambio, ha defendido que el PP apuesta por que se ofrezca el mayor número de plazas posible, pero dentro de la legalidad.

Sin embargo, la portavoz del PSOE en las Cortes, Blanca Fernández, ha recalcado que las plazas ofertadas por el Gobierno regional se ajustan a la legalidad y que el reto del Ejecutivo es que el sistema sanitario de la región "vuelva a conseguir lo que ya consiguió, que sea uno de los tres mejores" del país.

"El PP ha llegado a decir que el gobierno toma medidas ilegales para que el Gobierno de España las recurra, ahorrarse el dinero y echar la culpa a otro. Nadie en su sano juicio les puede creer esa teoría de la conspiración, que es una historia rocambolesca", ha lamentado Fernández.

Por su parte, el diputado de Podemos en las Cortes José García Molina se ha preguntado los motivos por los cuales se ha celebrado este debate si aún no se ha presentado el recurso contencioso-adminsitrativo y ha lamentado que se intente "judicializar la política en vez de recurrir a la diplomacia y al diálogo", algo que a su modo de ver "es un cierto fracaso de la política".

Visto 1380 veces