Nuestra sanidad se encuentra saturada y nuestros profesionales, que están trabajando y dejándose su propia salud, necesitan protección para poder atender a sus pacientes. 

Publicado en Sociedad