Cuatro de los jóvenes afectados se encuentran ingresados en el Hospital de Guadalajara, Cuatro de los jóvenes afectados se encuentran ingresados en el Hospital de Guadalajara,

Continúan hospitalizados los jóvenes intoxicados en la fiesta de Azuqueca donde murió una menor

Los seis jóvenes intoxicados por monóxido de carbono en un local de Azuqueca de Henares cuando celebraban una fiesta de Halloween, y en la que murió una chica de 15 años de edad, continúan hospitalizados, han informado este martes fuentes sanitarias.

Cuatro de ellos se encuentran ingresados en el Hospital de Guadalajara, uno de ellos permanece en estado grave en la Unidad de Cuidados Intensivos y los otros tres están en Observación en el mismo centro hospitalario, al que fueron trasladados tras el suceso.

Además, una menor de 15 años se encuentra ingresada en estado grave en el Hospital Niño Jesús de Madrid y otro de los jóvenes afectados está en el Hospital 12 de Octubre de la capital. Ambos fueron trasladados por el servicio de emergencias sanitarias de la Comunidad de Madrid, SUMMA 112.

El primer trasladado a Madrid fue el de la joven de 15 años que sigue ingresada en el Niño Jesús, y este lunes por la tarde se produjo el segundo traslado, desde el Hospital de Guadalajara al 12 de Octubre, el de otro de joven también afectado por la intoxicación de monóxido de carbono.

En total fueron nueve las personas afectadas en el suceso. Una de ellas, una joven de 15 años, perdió la vida, y otras ocho personas resultaron heridas, entre ellas dos agentes de la Guardia Civil que fueron los primeros en intervenir y que resultaron intoxicados, aunque ya recibieron el alta.

Todo ocurrió en la madrugada del domingo al lunes. Unos padres preocupados por no poder localizar a su hija menor se personaron en el cuartel de la Guardia Civil aportando datos de una aplicación con la ubicación del teléfono de su hija, que no respondía a las llamadas.

Los agentes se desplazaron al lugar y en el local donde ocurrió la tragedia, sobre las 00:48 horas, encontraron a los jóvenes tirados en el suelo e inconscientes. Rápidamente los sacaron de allí y poco después se confirmó la muerte de la joven de 15 años. Todos los demás, incluidos los dos guardias civiles, fueron trasladados al hospital.

Los primeros datos de la investigación apuntan a que en el interior del local, que albergó la Casa de Andalucía de la localidad y que ahora está cerrado y en venta, había un generador alimentado por combustible y que alguien había hecho un apaño con una manguera para llevar los gases de la combustión al exterior a través de una ventana.

Al parecer, el apaño no estaba bien hecho y la sala se llenó de monóxido de carbono, lo que provocó la intoxicación de los jóvenes. No obstante, la Guardia Civil está investigando lo ocurrido y mantiene bajo custodia policial al supuesto organizador de la fiesta, un joven que habría okupado el local.

La conmoción se ha apoderado de el municipio de Azuqueca de Henares y también de la vecina localidad de Meco, de donde era la joven fallecida.

Visto 404 veces