Miel de La Alcarria

Miel de La Alcarria

La Miel de La Alcarria es un alimento producido por las abejas melíferas a partir del néctar de las flores de las plantas aromáticas silvestres de la Comarca de La Alcarria, principalmente de las pertenecientes a la familia de las labiadas, como el romero, el espliego, la ajedrea y el tomillo. Atendiendo a su origen floral, la Miel de La Alcarria se clasifica en tres tipos: miel monofloral de romero (Rosmarinus officinalis L.), miel monofloral de espliego (Lavandula Latifolia Medicus), y miel multifloral (espliego, romero, tomillo y ajedrea).


La Miel de La Alcarria está protegida por la Denominación de Origen desde el 11 de noviembre de 1992 y Era la primera miel de toda Europa que optaba a la Denominación y por lo tanto pionera en la creación de un reglamento para este producto, no había donde fijarse, ni camino andado al respecto por otras mieles. A su vez está registrada como Denominación de Origen Protegida (D.O.P.) de conformidad con el reglamento de la Comisión Europea desde el 21 de junio de 1996. Actualmente hay 17 envasadoras acogidas a la Denominación de Origen Miel de la Alcarria, las mismas que al principio, aunque algunas son nuevas, pues otras se dieron de baja y 23 marcas comerciales, y la media de producción sigue entorno a los 120.000 kilos al año, con unas 50.000 colmenas.

La Denominación de Origen ampara la miel que procede de colmenas inscritas en los registros del Consejo Regulador y situadas en la zona geográfica protegida que se extiende por las provincias de Guadalajara y Cuenca y cuya superficie es de 10.354 km2.

La Alcarria produce una miel exquisita con una sutileza y aromas extraordinarios que recuerdan al origen floral del que proviene, las plantas aromáticas silvestres. Alberto Sacristán Sacristan, Director Técnico del Consejo Regulador, nos recuerda que sólo la miel que lleva la contraetiqueta numerada con el símbolo de la Denominación de Origen Miel de La Alcarria tiene asegurado su origen y máxima calidad.

La Miel de La Alcarria es exclusivamente floral y su consistencia puede ser fluida, viscosa o cristalizada. La cristalización, que es el cambio natural del estado físico de la miel, es la garantía de su autenticidad y está estrechamente relacionada con su origen botánico que, en nuestro caso produce una cristalización fina, de aspecto cremoso y suave al paladar. Otra de sus características distintivas es que tiene un contenido bajo en humedad, lo que le confiere, una mayor concentración de materia prima y un sabor inigualable.

Fuente de salud

La miel es una excelente fuente de energía al poder ser asimilados sus componentes directamente por el organismo. Se compone fundamentalmente de hidratos de carbono, siendo la fructosa y la glucosa predominantes. Además, a diferencia del azúcar refinado, contiene infinidad de sustancias beneficiosas para el organismo, como vitaminas, proteínas, antioxidantes, ácidos orgánicos, elementos minerales, enzimas y otros. La miel es un producto natural biológicamente activo, que por su origen y propiedades gana día a día más aceptación.

El poder terapéutico de la miel es tan mítico como real. La farmacopea antigua la integraba en numerosas preparaciones medicinales destinadas a curar las afecciones más diversas. A la miel se le reconocen muchos efectos beneficiosos para el organismo humano. Entre estos, se pueden citar el efecto positivo en enfermedades de tipo vascular y respiratorio, así como sus propiedades analgésicas, antiinflamatorias, antiasmáticas, cicatrizantes, antibacterianas y antifúngicas.

El tratamiento calórico al que se somete a las mieles para su envasado, para la Miel de La Alcarria con Denominación de Origen no supera los 45ºC. permitiendo así que conserve todas sus propiedades terapéuticas y alimenticias a disposición del consumidor. No se permite la pasteurización ya que este proceso altera notablemente las propiedades físico-químicas y organolépticas de la miel, es decir, las citadas propiedades terapéuticas y los aromas y sabores característicos de la misma.

La recolección de la miel se inicia cuando esta ha alcanzado el grado de madurez adecuado, procediéndose entonces a la recogida de los panales llenos ubicados en el interior de las colmenas sobre los que trabajan las abejas. Los colmados son sustituidos por otros vacíos, cuidando siempre que la provisión de la miel que se deja garantice el bienestar de la colmena.

De los panales recogidos en las colmenas se extrae la miel mediante los procedimientos de desoperculado y extracción. El primero consiste en la retirada de los opérculos con los que las abejas han sellado las celdas del panal cuando la miel está madura. La miel se extrae de los panales desoperculados mediante centrifugado con extractores tangenciales o radiales. Una vez extraída la miel, se procede al filtrado para eliminar los fragmentos de ceras, abejas y otras impurezas.

La miel se somete posteriormente a decantación en el madurador para eliminar las burbujas de aire y dejar reposar el producto. El tiempo de decantación puede variar de unos días a un mes. En este tiempo las burbujas de aire afloran a la superficie así como las partículas de cera u otros cuerpos extraños. La miel limpia está lista para su envasado.

En la comarca de La Alcarria, la producción de miel es una actividad de gran arraigo y tradición popular, así como su consumo y utilización para múltiples y muy variados usos gastronómicos. Incluir la Miel de La Alcarria en la dieta diaria es una recomendación saludable y sabrosa. “Hablamos de un producto con una calidad extraordinaria. Es la trufa de las mieles. Creo que solo hemos empezado a atisbar el inmenso potencial culinario de la Miel de La Alcarria con Denominación de Origen”, afirma Félix Esteban Sancho, presidente del Consejo Regulador.

El reconocimiento de la Miel de La Alcarria como Denominación de Origen Protegida ha hecho que la miel cobre todavía más importancia y que hoy en día se pueda adquirir durante todo el año, no solo en el comercio minorista cercano a la zona de producción sino también en las grandes superficies implantadas a nivel nacional.

Actualmente hay 23 marcas comerciales en la DEnominación de Origen de la Miel de la Alcarria, y su presencia en el mercado es amplia, desde comercios de productos de la tierra hasta en grandes superficies, incluso en el mercado exterior, pero es muy fácil diferenciar esta miel porque independientemente de la marca comercial siempre esta identificada con la contraetiqueta de la Denominación de Origen que certifica su calidad.

Para conocer todas las marcas comerciales : http://mieldelaalcarria.org/nueva-web/index.php/denominacion-de-origen

Visto 1886 veces

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.