Salmón con miel

Con la miel se pueden hacer muchos platos, pero no todos dulces precisamente. En esta sección, ya propusimos una receta de carne con miel, ahora, para aquellos que prefieran el pescado, ofrecemos esta posibilidad. Una mezcla interesante que hará que cualquier invitado se chupe los dedos: salmón con miel.

Ingredientes (por comensal):

Una rodaja de salmón fresco.
2 cucharaditas de miel.
100 ml. nata.
1 ramita de eneldo.
Zumo de 1/2 limón.
Aceite de oliva y sal.

Elaboración del salmón:

Se cogen las rodajas de salmón y se fríen un poquito en una sartén con aceite de oliva y sal, a fuego lento. Mientras se hace, aprovechamos para realizar la salsa. En un cuenco, se mezclará la miel con el limón, la nata y el eneldo, si es necesario, se usa la batidora, para que la mezcla quede homogénea. Tiene que quedar con una textura líquida.

Estamos pendientes del salmón y, cuando esté hecho por dentro, se sube un poco la temperatura del fuego, para que se dore por fuera. Una vez doradito, se le echa por encima la mezcla y se deja en la sartén, hasta que quede unido. Damos la vuelta al filete de salmón, para que quede bien impregnado. Se debe dejar en la sartén hasta que adquiera un color oscuro.

Visto 3830 veces

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.